Páginas vistas en total

La Revelación: Nuevo Nuncajamás

viernes, 24 de abril de 2015

Aguas tranquilas. Naomi Kawase.




:::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::


Ficha técnica:

Título original: Futatsume no mado.
País:  Japón.
Año: 2014.
Duración: 121 minutos.

Dirección: Naomi Kawase.
Guión: Naomi Kawase.
Dirección de Fotografía: Yutaka Yamazaki. Color.
Música: Hashiken.
Montaje: Naomi Kawase y Tina Baz.
Dirección artística: Kenji Inoue.
Sonido: Shigeatsu Ao. Roman Oymmy y Olivier Goinard

Productores: Takehiko Aoki, Masamichi Sawada y Naomi Kawase.
Productor ejecutivo: Reiji Yamamoto.
Diseño de producción: Kenji Inoue.
Compañías. Productoras: Kumie Inc., WoWow, Pony  Canyon, Asmic Ace, Comme des Cinèmas, Arte France Cinèma, Tv3, Eddie Saeta S.A., Pony Canyon, L'Aide Aux Cinémas du Monde y el apoyo de la Région Ille-De-France.


::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::


Intérpretes:

Nijiro Murakami: Kaito,
Jun Yoshinaga: Kyoko,
Miyuki Matsuda: Isa,
Tetta Sugimoto: Tetsu,
Makiko Watanabe: Misaki,
Jun Marakami: Arsushi.

:::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

Sinopsis:

Los habitantes de la isla de Amami, viven en armonía con la naturaleza, están convencidos de que en cada árbol, cada piedra y cada planta vive un dios. Una tarde de verano, Kaito descubre el cuerpo de un hombre flotando en el mar. Su amiga Kyoko le ayudará a descifrar el misterio. Crecerán juntos, aprendiendo a ser adultos, descubriendo los ciclos de la vida, la muerte y el amor. La película adecuada comienza cuando un adolescente, Kaito (Nijiri Murakami), descubre el cuerpo de un hombre desnudo, cubierto de tatuajes en el mar ; Al día siguiente, los aldeanos se reúnen y especulan sobre las razones de la muerte del hombre y preocuparse de cómo esto podría alterar el estado de una isla "en la que apenas se conoce el crimen." (Comentario sobre el Festival de Cannes: "Still the Wather" ('Futatsume no mado')

::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

Críticas:

Para Clarence Tsui la película de Naomi Kawase es "enigmática, exótica, erótica, tres adjetivos que se barajan comúnmente cuando se habla de la realizadora japonesa", calificaciones que apenas pueden afectar a 'Aguas tranquilas', que a pesar de  sus buenos  momentos de misterio, la representación de rituales tradicionales y el sexo, no logra abordar la historia de forma seductora, si la comparamos con sus anteriores películas como Suzaku (1997), Shara (2003) y El bosque de luto (2007), hecho al que se suma el que la trama se sustente en personajes insustanciales. Todo ello a pesar de que, fiel a su estilo, Kawase captura con su cámara la belleza de una isla subtropical, Amami Oshima, de gran belleza, con tomas desgarradoras de olas gigantescas y vistas aéreas de de los manglares esmeralda de la costa. Mantiene algunos temas favoritos, como el significado de la vida y la muerte, los cordones umbilicales invisibles entre la madre y su hijo. (The Hollywood reporter)






Anna Petrus amplia  este análisis, profundizando en los grandes temas que recorren la filmografía de Kawase, una de las grandes cineastas del cine contemporáneo: la necesidad y el deseo de filiación. "Una de las primeras cosas que se deben escribir sobre Naomi Kawase es que se trata de una cineasta que ha sabido integrar de una manera radical, directa y honesta, sin mediación alguna, su biografía personal en sus películas. El cine de Kawase desvela, fotograma a fotograma, su latir, sus preocupaciones y grandes acontecimientos vitales -más que sus preocupaciones estrictamente creativas- y su forma de ver el mundo a cada etapa de su existencia (...) Naomi Kawase fue abandonada por sus padres y criada por Uno Kawase, su tía abuela, " Este hecho empuja a la cineasta a buscar constantemente su identidad, para encontrar su lugar en el mundo y superar el rechazo por parte de sus progenitores; de los tres periodos en que la crítico divide su obra, Aguas tranquilas corresponde al último, en el que, tras la muerte de su tía-abuela Uno Kawase,comienza un periodo de madurez (ya es madre) " en el que es capaz de retomar todas sus conquistas visuales y temáticas para trabajarlas desde una serenidad que nunca antes habíamos visto." (Naomi Kawase. La fuerza de la fragilidad.. Dirigido por..., Abril 2015, págs.24-31).





Para Nikola Grodzanovick lo mejor del film de Kawase es la representación de los misterios de la muerte y los conflictos que provoca tratar de llegar a un acuerdo con ella. La comparación notable, si se busca una referencia para el público occidental, es Terrence Malick,  ya que algunas de las escenas - sobre todo en la secuencia final - evocan "El Nuevo Mundo" (...) el desencanto final de Kaito con su madre y la visita al padre en Tokio, que se traduce en una conversación profunda,  orientan el film hacia la importancia del medio ambiente en relación con la satisfacción del individuo, El padre y el abuelo de Kyoko se convierten en  anclas de la sabiduría, en la que el discurso del progenitor  es como un mini tsunami del poder (...) "Still The Water" es un espectáculo para los sentidos, que, si hay alguna justicia, será recordado como una de las mayores películas de la competencia. (Opinión sobre el Festival de Cannes.La Naomi Kawase de 'The Still Water' es un espectáculo para los sentidos. Indiewire).



Javier Ocaña no muestra gran entusiasmo con el film de Kawase  un "relato iniciático sobre el primer acercamiento al amor y a la muerte de un par de adolescentes, y de un simbolismo críptico que a veces agota, Aguas tranquilas contiene, eso sí, un torrente de imágenes de exultante espiritualidad, allí donde la tierra y los cuerpos se funden para siempre. Kawase deslumbra a ratos con su cine envolvente y místico que apela a los cinco sentidos, pero casi convierte la complejidad de El bosque del luto (2007) en una película fácilmente asimilable en comparación con su nueva obra. (Olor a cine social del siglo XXI. Diario 'El País', 20 de mayo de 2014).





Un film de gran sensibilidad y humanidad que ha tocado todas las sensibilidades: "Kawase encuentra el modo de filmar la naturalidad de dos transiciones, la de la infancia a la madurez y la de la vida a la muerte, y lo hace de un modo sencillo y extraordinario a la vez que uno tiene la impresión de no haberlo visto nunca igual. La historia está contada a la altura de los ojos de la parejita protagonista, que vive sus propias intrigas de cambio (mezcladas con la intriga de un cadáver descubierto en las aguas tropicales) y experimenta esos ciclos y ciclones de la vida, el amor, la muerte...(Crítica de aguas tranquilas:Cine jubiloso, poético, extraordinario.Diario ABC , 10 de abril de 2015).


No hay comentarios:

Publicar un comentario