Páginas vistas en total

martes, 5 de mayo de 2015

Los otros dos. Adam McKay








::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

Ficha técnica:

Título original: The Other Guys
País: Estados Unidos.
Año: 2010.
Duración: 105 minutos.

Dirección: Adam McKay.
Guión: Adam McKay & Chris Henchy.
Casting: Allison Jones.
Director de Fotografía: Oliver Wood.
Música:  Jon Brion  ; supervisor: Erica Weis.
Edición: Brent White, a.c.e.

Diseño de Vestuario: Carol Ramsey

Productores: Will Ferrell, Adam McKay, Jimmy Miller.. Patrick Crowley.
Productores ejecutivos: David Householter, Chris Henchy, Kevin Messick.
Co-productores: Josh Church, Jessica Elbaum
Diseño de producción: Clayton Hartley.
Columbia Pictures presenta a Gary Sanchez/Mosaic Prduction


:::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

Intérpretes:

Will Ferrell
Mark Wahlberg
Eva Mendes
Michael Keaton
Steve Coogan
Ray Stevenson
Samuel L.Jackson
Dwayne Johnson
Lindsay Sloane
Natalie Zea
Rob Rigglet
Damon Wayans, Jr.

:::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

Sinopsis: 

 Allen Gamble (Will Ferrell) y Terry Hoitz (Mark Wahlberg) son dos policías de Nueva York que viven a la sombra de los héroes del cuerpo, los superagentes Christopher Danson (Dwayne Johnson) y P.K. Highsmith (Samuel L. Jackson). Pero cuando las cosas se tuerzan en la gran manzana, esta peculiar pareja tendrá que levantar sus traseros del despacho de la comisaría y entrar en acción.

::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

Críticas:

Los norteamericanos han dejado el testigo de un cine que ha ensalzado la figura del policía como héroe individual, capaz de saltarse las normas en beneficio de los ciudadanos, algo que en Europa sería condenado de forma unánime por los riesgos que conlleva, pero también nos han legado un sin numero de películas en las que se desacraliza y se ridiculiza a los agentes de la ley, héroes o villanos , en asuntos tan serios como la lucha contra la corrupción financiera (extravagante y esperpéntica muerte de los linces del cuerpo, representados por Samuel L. Jackson y Dwayne Johnson), como la saga de 'Loca Academia de Policía' o este título que aquí comentamos de un experto en la comedia slapstick y loca, en las que el dinero de los contribuyentes se pone en mano de dos inútiles que rompen todo lo que les sale al paso, e intercambian los papeles de manera chocante, pues mientras quien saltó a las pantallas como un sex symbol como Mark Wahlberg en Boogy Nights (1997), dirigida por Paul Thomas Anderson, como claro protagonista, resulta un hombre sin atractivo, mientras Will Farrell triunfa con las mujeres y osa cuestionar el atractivo de su mujer, interpretada por Eva Mendes. Esas paradojas tan chocantes marcan el tono de un film en el que los dos apestados y aparentes patanes de una comisaría, dirigida por un jefe pluriempleado para poder dar estudios a sus hijos, consiguen arrancar la sonrisa de su público ante gags inteligentes, que algunos consideran herederos del late night show 'Saturday Night Live',  un programa emitido en vivo entre las 23,30 y las 3,00 que revolucionó la televisión en los años 1970, un espectáculo que combinaba sketches, comedia, variedades, actores, músicos, e invitados especiales, que se convirtió en una cantera de grandes talentos .

Jordi Costa Podría  cree que " podría decirse que el film construye un complejo discurso sobre los espejismos de la heroicidad al delegar la memoria de dos action heroes (Dwayne Johnson y Samuel L. Jackson) en sus reflejos patanes (Ferrell y Mark Wahlberg), pero lo verdaderamente relevante es su condición de juguete cómico despiadado, en el que cada réplica, cada recital de slapstick y decisión de casting hacen diana, al servicio de una purísima catarsis de hilaridad."  (Para amantes de la comedia  sin coartadas. Diario 'El País'). Se lo ha currado. No cabe la menor duda del efecto placebo que ejerce la risa y la capacidad de autocrítica sobre un espectador agobiado por sus problemas cotidianos, al menos durante unas horas.

Nando Salvá se siente molesto por la forma en que Adam McKay minimiza el background de corrupción financiera  y de un villano que rebaja su perfil merced a la inutilidad del par de policías que lo acorralan por casualidad: Dado que Los otros dos es una película de Adam McKay y Will Ferrell, una sociedad que hasta la fecha había producido tres comedias dadaístas ejemplares, uno está tentado de tomarse su desubicada crítica de la corrupción financiera como otra de los impredecibles mazazos de humor absurdo de la pareja. Sin embargo, el modo que tienen de articularla es tan insípido que, sumado a la tendencia a nadar y guardar la ropa -parodiar el cine policial y, a la vez, ser un ejemplo válido del género-, evidencia cierto viraje hacia territorios menos salvaje ." ('Los otros dos', nadar y guardar la ropa. Diario 'El Periódico', 12 de Noviembre de 2010).


E.Rodriguez Marchante se muestra mucho más irónico con una comedia policial, realizada en 2010, en plena crisis económica, en la que un estafador financiero nuclea la trama policial:" En época de lluvias abundan las setas y en época de crisis proliferan las comedias, y eso es lo mejor que se puede decir de “Los otros dos”, que es una comedia, y hasta que tiene momentos de explosiva gracia (...) protagonizado por "un dúo lleno de contradicciones y de cuestiones que no se aconseja a nadie que se ponga a despejar; si se quiere o puede, bastará con reírse de ellas." (Humor en garrafa. Diario 'ABC' 12 de Noviembre de 2010).

Peter Travers nos aconseja que " (no dejemos)  que (nos)  estropeen las sorpresas salvajemente divertidas. Ferrell y Wahlberg redoblarán la diversión. Garantizado. (The other guys. Rolling Stone. 4 de agosto de 2010).



No hay comentarios:

Publicar un comentario