Páginas vistas en total

La Revelación: Nuevo Nuncajamás

martes, 7 de julio de 2015

Son of Agun



:::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

Ficha técnica:

Título original: Son of agun.
País:  Canadá/Gran Bretaña/Nueva Zelanda/Australia.
Año: 2014.
Duración: 108 minutos.

Dirección:  Julius Avery.
Guión: Julius Avery y John Collee.
Dirección de Fotografía: Nigel Bluck. Color.
Música:  Jed Kurzel.
Montaje:  Jack Hutchings.

Productor: Timothy White.
Diseño de producción: Fiona Crombie.
Compañías: Madia House Capital, Altitude Film Entertainment, Southern Light Films, WBMC, Bridle Path Films.

::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

Intérpretes:

Ewan McGregor: Brendan Lynch,
Brenton Thwaites: J.R.,
Alicia Vikander: Tasha,
Matt Nable: Sterlo,
Jacek Koman: San Lenrox,
Damon Herriman: Wilson,
Tom Budge:  Josh,
Nash  Edgerton: Chris,
Eddie Bardo: Merv, Marco Jovanovic: Ken.

::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

Sinopsis:

Encerrado por un delito menor, el joven JR (Brenton Thwaites) aprende rápidamente las dureza de la vida en prisión, y que para sobrevivir dentro hay que buscar protección. Pronto se encontrará bajo la mirada del criminal más famoso de Australia, Brendan Lynch (Ewan McGregor), pero ese amparo tiene un precio. Lynch y su equipo tienen planes para su joven protegido: tras salir JR en libertad, deberá ayudar a Lynch con su plan de fuga.

::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

Críticas:

Julius Avery, realizador conocido por cortometrajes de éxito (Little Man. 2004; El Tanque, 2007; Jerrycan/Bidon, 2008) debuta en el largometraje con su opera prima Son of Agun, todos ellos caracterizados por la proverbial dureza australiana, que hemos señalado con frecuencia en nuestro blog, al comentar las abundantes producciones procedentes de este país que están invadiendo los mercados occidentales, que se nutrían hasta ahora de países que parecen agotados y sin más ideas que transmitir su pesimismo, teñido con frecuencia de un cinismo insoportable, ante la falta de todo tipo de perspectivas en la transición hacia la era del conocimiento, la fase superior del capitalismo, (ya ni siquiera el capital financiero), que está concentrando el poder en manos de unos cuantos, poseedores de las grandes plataformas digitales que se nutren del trabajo gratuito de millones de personas que las enriquece. Los nombres son de sobra conocidos por todos, y sus magnates son los que hoy llevan la voz cantante en la reunión que celebran los hombres más ricos del mundo en Davos.

Héctor García Barnés prefiere escudriñar el escaso lirismo que todavía reside en algunas realizaciones y afirma que "(...) Avery (....) es capaz de poner en práctica las lecciones aprendidas y, sin alardes, encontrar su propio tesoro. Son of Gun puede ser esquiva, arisca y en ocasiones forzadamente macarra, pero en su irregularidad, también ofrece destellos de un talento seco. Y ofrece una buena lección sobre las reglas, como la que Brendan enseña a JR: Incluso en los juegos de suma cero como el ajedrez, en los que todos los elementos de la partida están a la vista de los jugadores, hay espacio para la belleza y la sorpresa." (Son of a Gun. Las reglas están para romperlas. Dirigido por...Junio 2015).




Para Federico Marín Bellón :"Ni el planteamiento ni el género son demasiado originales, pero salta a la vista que su joven y debutante director dará que hablar en el futuro." (Crítica de "Son of Agun" :Perfecto cine de evasión. Diario ABC).

"Argumento de innumerables producciones de Hollywood que ésta, australiana, continúa con la no menos clásica crónica de un golpe perfecto. Realizada con corrección tanto en cuanto melodrama carcelario como en espectáculo de acción, trata de dar sorpresas con giros en el guion, aunque éstos resultan previsibles, siendo el aspecto más débil el personaje protagonista." (Francisco Marinero. Melbourne, Hollywood. Diario 'El Mundo').



No hay comentarios:

Publicar un comentario