Páginas vistas en total

martes, 15 de septiembre de 2015

Todo saldrá bien. Más críticas.




::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

Ficha técnica:

Título original: Every  Thing Will Be Fine.
País: Alemania/Canadá/Suecia.
Año: 2015.
Duración: 118 minutos.

Dirección: Wim Wenders.
Guión: Bjørn Olaf Johannessen.
Casting: Heidi Levitt.
Dirección de Fotografía: Benoît Debie. Color.
Música: Alexandre Desplat.
Edición: Toni Froshchammer. Dirección artística:  Emmanuel Frechette y Sebastian Soukup.
Decorador del set: Frédérique Bolté.

Diseño de Vestuario: Sophie Lefebvre.
Responsable de peluquería: Denis Parent.
Jefe de Departamento de maquillaje: Donald Mowat.

Productor: Gian-Piero Ringel.
Productores ejecutivos: Erwin M.Smith, Jeremy Thomas.
Productor en línea: Peter Hermann.
Compañías. Productoras: Neue Road Movies, Montauk Productions, Göta Film, Film i Väst.

::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

Intérpretes:

James Franco: Tomas Eiden,
Charlotte Gainsbourg: Kate,
Rachel McAdams: Sara,
Maria-Josée Croze: Ann,
Robert Naylor: Christopher,
Patrick Bauchau: Papá,
Peter Stormare: El editor,
Julia Sarah Stone: Mina,
Liah Fitzgerald: Mina, niña,
Philip Vanasse y Jack Fulton: Christopher, niño.

::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

Sinopsis:

La vida del escritor Tomas Eldan (James Franco) cambia el día que, tras una acalorada discusión con su novia, atropella a un niño. Doce años después, Tomas sigue culpándose de la tragedia. Aquel fatídico accidente afecto a Kate , la madre del niño y todos los que rodean a Tomas, incluida su novia.

::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

Crítica:

La crítica ha sido destructiva, a pesar de lo que afirma Quim Casas en la entradilla de su artículo para Dirigido por..., en la que afirma que "un melodrama frío en 3D, se acerca a la consideración de buen film, aunque nada es hoy lo que era en la mejor época de este amigo alemán del cine americano". Ya en el propio escrito matiza que "Ciertamente no es El amigo americano, ni Alicia en las ciudades, En el curso del tiempo, París, Texas. Está por debajo de El estado de las cosas y Cielo sobre Berlín. Pero Todo saldrá bien si que es superior a todas las películas de ficción que ha rodado el errático Wenders en las últimas décadas..." (1)



El director alemán se ha lanzado a la piscina sin agua al utilizar una de las tecnologías más avanzada, el 3D, en un drama con unos pocos  personajes. Quim Casas se pregunta ¿qué marca lo que debe filmarse o no en 3D?, especialmente cuando es una opción estilística del realizador y no una imposición industrial, lo que lo convierte en una especie de saco de boxeo que recibe todos los golpes sin poder devolver ninguno (opus cit).



Carlos Boyero muestra su disgusto con el cine de los últimos tiempos de Wenders : "Wenders sigue empeñado en narrar ficciones. Y no hay forma de que este director recobre la magia que le abandonó hace tanto tiempo. Todo saldrá bien, su última película, parte de un guión ajeno, algo insólito en alguien que siempre ha pretendido la autoría total. Le pertenece al noruego Bjorn Olaf Johannessen, aunque Wenders, siempre intenso, aclara: “No fui yo quien eligió la historia, ella me eligió a mí”. (...) Y entiendes que esa historia le apasionara. Es la de un escritor atormentado que se busca a sí mismo, acosado por demonios internos que no se explican...(2)





(1) Quim Casas. Un melodrama anticlimático. Dirigido por..., septiembre 2015. pág. 20).
(2) Carlos Boyero.  Dura tanto el declive de Wenders. Diario 'El País', 23 de julio de 2015.

No hay comentarios:

Publicar un comentario