Páginas vistas en total

Adsense




lunes, 1 de febrero de 2016

El corredor del laberito: Las Pruebas






Posters, trailer y fotografías (Pinchad aquí).

Ficha técnica, sinopsis, notas de producción, trailer (Pinchad aquí).


Comentario:


Dice un axioma popular que segundas partes nunca fueron buenas, algo que no siempre se cumple, pero en el film de Wes Ball es evidente que, si la primera entrega gozaba de cierto atractivo por la célula social que habían constituido los jóvenes de 'El Claro', un extraño lugar rodeado  por un laberinto lleno de monstruos y grandes riesgos, la salida al exterior ha resultado un fiasco, se ha evaporado todo la imaginación de una ficción en la que conviven los seres más variopintos que constituyen el imaginario del cine vampírico y de terror. La salida al mercado del DVD permite usar el mando e intentar desentrañar que nos han querido contar  el guionista y el director y, más allá de la catástrofe medioambiental que ha destruido nuestra civilización, con imágenes mil veces repetidas en el cine del género y los siniestros planes de C.R.U.E.L. (Catástrofe y Ruina Universal: Experimento Letal), en 'El corredor del laberinto: Las pruebas ", las correrías de Thomas (Dylan O’Brien) y el resto de los Clarianos (los habitante del claro)  por la Quemadura resultan fatigosas y a ratos insoportables, además de francamente inverosímiles. La Quemadura no sólo es un inhóspito lugar, sino que en ella habitan los seres más insospechados, una especie de zombies enloquecidos, infectados, que también actúan como perros guardianes. Formando equipo con miembros de la resistencia, los Clarianos se enfrentan a las fuerzas infinitamente superiores de CRUEL y descubren los estremecedores planes que la entidad tiene para todos ellos. 

La película  está dirigida por Wes Ball ('El corredor del laberinto') y producida por Ellen Goldsmith-Vein (El corredor del laberinto, Las crónicas de Spiderwick), Wyck Godfrey (Crepúsculo, Bajo la misma estrella), Marty Bowen (Crepúsculo, Bajo la misma estrella) y Lee Stollman ( El corredor del laberinto, Sin salida); El guión es obra de T.S. Nowlin (El corredor del laberinto)y está basado en la segunda novela de la épica colección de libros de esta franquicia escritos por James Dashner,de la que se han vendido más de tres millones de ejemplares. La segunda entrega continúa donde lo dejó el primer capítulo:cuando los Clarianos son evacuados del helicóptero con el que han conseguido huir del laberinto. Las puertas del helicóptero se abren automáticamente y un grupo de soldados enmascarados les lleva hasta un refugio subterráneo, el bunker, donde se les suministran sustancias desconocidas con la excusa de protegerlos de un virus muy peligroso.

Con la ayuda del huidizo Aris (Jacob Lofland), que ha llegado procedente de otro laberinto, los clarianos, liderados por Thomas descubren un área restringida donde hay un montón de cadáveres apilados en camillas. Thomas sospecha que el bunker está dirigido por CRUEL, pese a las afirmaciones en sentido contrario de Janson. El joven convence a su grupo de que ahí no están seguros, y apoyado por  Arisrevelan informa al resto de una serie de rumores que han escuchado acerca de la existencia de un grupo de resistencia denominado Unidad Brazo Derecho que habita en las montañas. Pero el verdadero caos argumental, visual e icónico se produce fuera del bunker, donde los jóvenes encuentran a los Cranks, peligrosas criaturas mutantes, víctimas del virus del Destello; luego vienen los carroñeros, la guarida de Jorge, unos marginales ocupas que han formado una organización propia y se inicia un huida en la que los jóvenes parecen atrapados en un bucle que los devuelve continuamente a un lugar más inseguro del que procedían, por lo que deben seguir escapando sin solución de continuidad, aburriendo de manera irremediable al más paciente.




No hay comentarios:

Publicar un comentario