Páginas vistas en total

miércoles, 16 de noviembre de 2016

Mystic River. Clint Eastwood.





Ficha técnica:

Título original: Mystic River.
País: Estados Unidos.
Año: 2003.
Duración:137 minutos.

Dirección: Clint Eastwood.
Guión: Brian Helgeland., basado en la novela de Dennis Lehane.
Casting: Phyllis Huffman.
Dirección de Fotografía: Tom Stern.
Música: Clint Eastwood.
Edición: Joel Cox.

Diseño de Vestuario: Deborah Hopper.
Maquillaje Maryellen James.
Peluquería: Jerry DeCarlo.

Producción: Robert Lorenz, Judie G.Hoyt y Clint Eastwood.
Productor ejecutivo: Bruce Berman.
Diseño de producción: Hednry Bumstead.

Compañías Productoras: Warner Bros Pictures with Village Roadshow Pictures and NPV Entertainment. Malpaso Production.


Intérpretes:


Sean Penn: Jimmy Markum,
Tim Robbins: Dave Boyle,
Kevin Bacon: Sean Devine,
Laurence Fishburne: White Powers,
Marcia Gay Harden: Celeste Boyle,
Laura Linney: Annabeth Markum,
Kevin Chapman: Val Saage,
Thomas Guiry: Brendan Harris,

Premios (Filmaffinity):

2003: 2 premios Oscar: Mejor actor (Penn), actor secundario (Robbins). 6 nominacione
2003: 2 Globos de Oro: Mejor actor (Penn), actor secundario (Robbins). 5 nominaciones
2003: 4 nominaciones BAFTA: Mejor actor, actor secundario, actriz sec. y guión adaptado
2003: Festival de Cannes: Premio Golden Coach (Clint Eastwood). 2 nominaciones
2003: Premios Cesar: Mejor película extranjera
2003: Nominada al David de Donatello: Mejor película extranjera
2003: 2 premios National Board of Review: Mejor actor (Sean Penn), película
2003: American Film Institute (AFI): Top 10 - Mejores películas del año

Sinopsis:


Cuando Jimmy Markum (Sean Penn), Dave Boyle (Tim Robbins) y Sean Devine (Kevin Bacon) eran unos niños que crecían juntos en un peligroso barrio obrero de Boston, pasaban los días jugando al béisbol en la calle. Pero, un día, a Dave le ocurrió algo que marcó para siempre su vida y las de sus amigos. Veinticinco años más tarde, otra tragedia los vuelve a unir: el asesinato de Katie (Emmy Rossum), la hija de 19 años de Jimmy. A Sean, que es policía, le asignan el caso; pero también tiene que estar muy pendiente de Jimmy porque, en su desesperación, está intentando tomarse la justicia por su mano.

Comentario:

Estos días en los que se habla tanto de la white trash  americana (la basura blanca) que, movida por el rencor hacia las clases medias ha decidido vengarse de ellas en un contexto de crisis apenas superada, llevando al poder a un personaje como Donald Trump, que está consiguiendo, cuando todavía no ha llegado a la Casa Blanca, levantar medio país contra el (Alcaldes, equipos de la NBA, estudiantes, emigrantes...). Clint Eastwood, cuya ideología es de todos conocida, se acerca a estos grupos para los que apenas existen oportunidades para evitar la exclusión social y la cárcel, por lo que algunos optan por ingresar en los cuerpos de policía.. Las televisiones generalistas están desempolvando el film, una película triste, dramática y necesaria.


En enero de 2013, cuando el blog era muy joven, escribíamos esto : "Clint Eastwood es un director muy apreciado por la crítica, un republicano de gran dureza en el rostro y dotado de una apariencia de cinismo, que nos ha legado imágenes imborrables de su espléndida juventud, como  protagonista de  los spaghetti westerns de Sergio Leone, o de  su colaboración con Don Siegel, ya más maduro, como Harry el Sucio. En Mystic River, el río que recoge la miserias de un barrio desempoderado y miserable, nos hace un relato en torno al riesgo en el que los niños, ignorantes, juegan despreocupadamente en la calle  en improvisados campos de jockey, sin ser conscientes de que pueden ser objeto de  la violencia ejercida por desaprensivos que se acercan con sus coches, los secuestran los violan y los devuelven a la sociedad  enfermos y traumatizados. Entre estos desaprensivos hay gente de iglesia, como el que secuestra a Dave que exhibe un gran anillo decorado con el relieve de un crucifijo.

La abundancia de armas en las casas favorece que adolescentes, casi niños, crean que pueden resolver sus problemas eliminando el obstáculo que les molesta. El círculo de la violencia se cierra con la vendetta, ejercida  por los familiares de las víctimas. Pruebas y cuerpos acaban  en el nefando  río. Desde el primer momento se dibujan dos líneas de investigación, dos sospechosos y algún macguffin que desorienta y apunta  hacia ciertas pistas  que sugieren que el film va a seguir por otros derroteros,  indicios que rápidamente se diluyen. La confusión del espectador está mucho más relacionada con los prejuicios propios  y su imagen especular en la pantalla que con la realidad; todas las posibilidades están abiertas.

El papel de las mujeres es crucial: la de Dave duda desde el primer momento de él;  la de Jimmy se interpone entre él y su hija, probablemente por celos, y la de Sean actúa como una psicópata: separada de su marido y tras dar a luz, le  llama por teléfono, juega con él  y guarda silencio, y cuando se le pregunta el nombre que ha puesto a su hija sigue sin responder. Film duro de hombres duros, como los de Clint Eastwood,  niños que se hacen hombres y cargan con sus traumas infantiles y que carecen de futuro, a excepción de algunos pocos que se enrolan en la la policía y evitan por esta vía la marginación. Los pecados de los padres marcaron a los hijos y estos influirán inevitablemente en sus descendientes. La hija de Jimmy pierde de una manera atroz la vida a los 19 años, cuando celebraba que por fin había reunido suficiente dinero para escapar del infierno.

La vida cotidiana esconde los conflictos que se sofocan en el interior de los hogares, mientras los padres organizan las comuniones de sus hijos con aparente normalidad. Dave había sido violado siendo un niño, Jimmy  había estado en la cárcel y había matado a un  contrincante, a cuyo hijo enviaba una pensión para compensarle la pérdida de su padre; mientras el río Mystic guarda el secreto de  la violencia que ejercen y padecen los miembros de la comunidad. Eastwood ha hecho una película dura, fría, acerada,  un drama descarnado  hecho con mimbres de thriller que mantiene al espectador en tensión hasta el último momento.

Una obra maestra, clama la mayoría de los críticos: No sé; al menos un film entretenido con buenas actuaciones de Sean Penn, Tim Robins y Kevin Bacon."




No hay comentarios:

Publicar un comentario