Páginas vistas en total

viernes, 30 de diciembre de 2016

Passengers. Morten Tyldum.




Ficha técnica:


Título original:  Passengers.
País: Estados Unidos.
Año: 2016.
Presupuesto : $ 120.000.000.

Dirección: Morten Tyldum (director de  'Headhunters', 2011; 'The Imitation  Game', 2014).
Guión: Jon Spaihts. ('Doctor extraño', 'La hora más oscura').
Casting: Francine Maisler.
Director de Fotografía: Rodrigo Prieto.
Música: Thomas Newman.
Edición: Maryann Newton.
Dirección artística: John Collins.
Decoración del set: Gene Cerdeña.

Diseño de Vestuario: Gene Serdena.
Diseño de peluquería: Cydney Cornell.
Jefe de Departamento de Maquillaje: Vivian Baker.

Productor: Neal H.Moritz, Stephen Hamel, Michael Maher, Ori Marmur.
Productores ejecutivos: Greg Basser, Bruce Berman, Ben Browning,  David B. Householter, Jon Spaihts, Lynwood Spinks, Ben Waisbren.
Diseño de producción: Guy Hendrix Dyas.
Compañías productoras: Columbia Pictures, LStar Capital, Village Roadshow Pictures, Original Films, Comapny Films , Start Motion Pictures, Wanda Pictures; distribución: Sony Pictures Releasing.


Intérpretes:



Jnnifer Lawrence;  Aurora,
Chris Pratt : Jim Preston,
Michael Sheen : Arthur,
Andy Garcia :Capitán Norris,
Laurence Fishburne : Gus Mancuso,
Aurora Perrineau : Celeste,
Lindsey Elizabeth : Pasajera.


Sinopsis:



Una nave espacial que viaja a un lejano planeta colonizado, y que transporta a miles de personas, sufre un problema en una de las vainas en la que duerme un pasajero. Esto provoca que un solo hombre despierte sesenta años antes de lo previsto, teniendo que enfrentarse a la realidad de envejecer y morir totalmente solo, rodeado de gente que se mantiene dormida hasta llegar al destino. Por lo que decide de manera impulsiva despertar a una segunda pasajera para contar con compañía durante la larga travesía.  (eCartelera)


Crítica:


Una inversión de 120.000.000 de dólares que sitúa al frente de un film al director de 'The Imitation Game', un bello homenaje al inventor del predecesor de los ordenadores, Alan Turing, no es ninguna tontería, sin embargo  la crítica, al parecer más inclinada a las producciones de bajo costo, ha decidido de nuevo castigar a la gran industria del cine (a la que echaba de menos Amenabar en 'Tesis', 1996), lo cual podría ser, quizá, una posible salvaguarda de la libertad de expresión frente a los grandes poderes fácticos, si respondiera a una actitud constante y coherente. Pero lo que comienza a oler a 'cuerno quemado' es que la prensa se exceda constantemente en sus funciones, de lo que da buena nota el tomatometer de la página Rotten Tomatoes, que otorga una valoración de 3,1, al film dirigido por Morten Tyldum, un claro suspenso, tras consultar las reseñas de  189 periódicos, (ya vimos que había asesinado, como un templario más, el film del australiano Justin Kurzel, Assassin's Creed). Pero lo que es peor, evidencia  una constante que se viene afianzando desde el estreno de 'Escuadrón suicida' de David Ayer (2016), que desató la  guerra abierta con los espectadores, una consecuencia del divorcio con el público-lector, que va perdiendo la confianza en quienes pretenden imponerse, no asesorarle, olvidando que ya no pueden funcionar como en otro tiempo hacía Roger Ebert, que disfrutaba de una columna sindicada que se podía leer en más de 200 periódicos, lo que le otorgaba un poder omnimodo frente a un público iletrado. En la actualidad, si bien no todo el mundo es sabio, si que es innegable que las masas han mejorado mucho su formación, a la vez que las nuevas tecnologías ponen a su disposición múltiples medios para acceder casi cotidianamente al visionado de películas de todos los géneros, que incrementan su pasión por el séptimo arte, el conocimiento de sus recursos y los avances en lo que Noël Burch llama  el 'mito de Frankenstein', gracias a la aplicación de las tecnologías más avanzadas al texto fílmico. Y es este público el que ha decidido darle la espalda a la crítica y declarar la guerra abierta a sus representantes, como se pone de manifiesto en su valoración, 70% de aceptación, un índice obtenido tras pulsar la opinión de 31, 264 usuarios de la misma página, muchos de los cuales han llegado a pedir que se cierre un espacio que funciona, según su criterio, como el 'quinto poder', ajeno a los intereses de los ciudadanos.




La página Filmaffinity se sitúa en un espacio más neutral y, consultados 194 usuarios, le otorga una valoración de 5.5, que se ajusta mucho más a las críticas que se dividen a partes iguales entre las muy negativas, las muy positivas y las más neutrales. Elegiremos una de cada tendencia para intentar averiguar sobre que presupuestos asientan sus premisas, una de las cuales, que no nos parece seria, hace referencia a la belleza de los protagonistas (habría que releer alguna crítica muy entusiasta del llamado cine clásico, que se basaba casi exclusivamente en este aspecto):

Para Oti Rodriguez Marchante: " El director, Morten Tyldum, controla muy bien los dos nudos de esa trama, el primero adornado con una magnífica puesta en escena, con unos interiores de la nave tranquilizadores y tan apetitosos como una estancia en un hotel de lujo, y el segundo, de índole ético y dramático, que explora en los efectos de la soledad del hombre, su bíblica necesidad de compañía y cuánto de su propia dignidad y ética está dispuesto a renunciar por obtenerla. Mucho más elaborada su parte visual (gran trabajo de ambientación y gran fotografía de Rodrigo Prieto) que su parte moral y dramática, que podría haber sido infinitamente más retorcida, aunque ambas están bien ensambladas y mezcladas para que el completo nunca pierda sus intrigas cinematográficas en el interés del espectador, que la gozará sin grandes problemas de principio a fin." (1)

Quim Casas se coloca en el otro extremo y le da caña al film que dirige Mortem Tyldum: " 'Passengers' es también -o aún más que un relato de ciencia ficción- una comedia romántica tal como la entienden hoy en día los grandes estudios de Hollywood, solo que trasladada a un decorado y un ámbito genérico bien distinto al habitual (...) Ahí reside la diferencia o la novedad que propone la película de Morten Tyldum, otro cineasta nórdico (noruego) abducido por Hollywood. La elección de Jennifer Lawrence está en esa línea, la de sus trabajos de comedia romántica algo fracturada a las órdenes de David O. Russell, tipo 'El lado bueno de las cosas' (...) Los dos géneros no entran en colisión, pero tampoco se benefician mutuamente. No hay mezcla interesante, sino pura y simple corrección. En su inicio y en su final, 'Passengers' es un filme de ciencia ficción con un tema atractivo al que no se saca partido. En su parte central no es más que otra comedia romántica repleta de." (2) Parece que abundan más los prejuicios que los juicios en su análisis.

Janire Zurbano se sitúa en medio de ambos análisis y despacha por igual 'el lado bueno y malo de las cosas': "Passengers, aunque en las antípodas de Gravity, Interstellar o Marte, cobra interés cuando ahonda en la necesidad primaria de interacción humana de sus dos náufragos, condenados a morir en el espacio. Interpretados con la dosis justa de agonía y romanticismo por Chris Pratt y Jennifer Lawrence, se enfrentan a complejos dilemas morales por miedo a la soledad (¿Qué sería capaz de hacer por no morir solo? ¿Me habría enamorado de él/ella en Manhattan?). Fuera de la nave, el filme se precipita al vacío, entre (im)previstos espaciales y heroicos sacrificios. Passengers gana en las distancias cortas: en los juegos de baile de Pratt (mejor divertirse con un holograma que solo), el footing mañanero de Lawrence (la rutina como síntoma de aclimatación), las conversaciones genuinamente banales que les hacen sentirse acompañados, y los altibajos emocionales de dos almas perdidas que hacen de una nave el hogar que no hallaron en la Tierra. He ahí la lección de Tyldum." (3)




(1) Passengers: Desvelos de los bellos durmientes. Diario ABC, 29 de diciembre de 2016.
(2) Passengers: perdidos y enamorados en el espacio. Diario 'El Periódico'. 29 de diciembre de 2016.
(3) Passengers. Cinemanía.


Consultados: eCartelera, Imdb, Rotten Tomatoes y Filmaffinity.

No hay comentarios:

Publicar un comentario