Páginas vistas en total

La Revelación: Nuevo Nuncajamás

lunes, 9 de enero de 2017

Mi refugio. François Ozon.





Ficha técnica:


Título original: Le Refuge.
País: Francia,
Año: 2009.
Duración: 90 minutos.

Dirección: François Ozon.
Guión: Mathieu Hippeau y François Ozon.
Casting: Sarah Teper.
Dirección de Fotografía: Mathias Raafñaub.
Música: Louis Ronan Choisy.
Sonido: Nrigitte Taillandier.
Edición: Muriel Breton.
Decoración: Katia Wyszkop.

Diseño de Vestuario:  Pascaline Chavanne.
Jefe de Maquillaje: Françoise Andrejka.
Peluquería: Franck-Pascal Alquinet.

Productores: Chris Bolzli  y Claudie Ossard.
Diseño de producción: Katia Wiszkop.
Compañías productoras: Wurowide & Fox   en coproducción con France 2 Cinéma. Teodora Film, asociadas con Sofica Coficup, Backup Films y la participación de Canal +, Cinécinéma, France 2.


Intérpretes:


Isabelle Carré: Mousse,
Louis Ronan Choisy: Paul,
Melvil Poupaud: Louis,
Pierre-Louis Calixte:
Claire Vernet: la madre.
Jean-Pierre Andréani: Padre,
Marie Rivière: la mujer de la playa,
Nicolás Moreau: el farmacéutico,
Jérôme Kircher: el médico,
Emile Berling: el comerciante.


Premios:


Gran Premio del Jurado de San Sebastián.



¿Nueva familia...?


Sinopsis:


Una sobredosis de heroína acaba con la vida de Louis y  hospitaliza de emergencia a su novia Mousse, quien , en plena recuperación, recibe la noticia de su embarazo. En medio de las presiones para que aborte y el duelo por la pérdida de su amante, huye y se refugia lejos de París, donde la visita el hermano homosexual de Louis, que le plantea un modelo de familia alternativo.


Crítica


La crítica se mantuvo en un nivel de entusiasmo prudente, como revelan algunas de sus valoraciones, evitando las explosiones de virulencia de que harán gala más tarde, cuando estrene 'Una nueva amiga' (2014.

Carlos Boyero afirma, en una  grabación desde San Subastan, que denomina 'Los desmayos de Ozon', que los primeros diez minutos transcurren con la imagen de una pareja metiéndose jeringas por todo el cuerpo, incluso por el cuello, porque ya no les queda otro sitio donde pinchar, que provocaron desmayos en la sala, en la que el público pidió que apagaran la proyección y encedieran las luces, porque no podían soportar la visión de uno de ellos en coma y el otro muerto. Tras este impasse la película se va tornando sensible y compleja, contenida y creíble, con un desenlace absolutamente imprevisible, (algo habitual en Ozon), Se deja ver, excepto los diez primeros minutos, que no son, a juicio del crítico, realistas sino hipernaturalistas

El resto de los críticos inciden en su sutileza y en  la falta del valor de la emoción (Oti Rodriguez Marchante, diario ABC); Jordi Batlle Caminal (La Vanguardia ) participa de este criterio, pero pone en valor el hecho de que la protagonista estuviera embarazada de verdad, lo que insufla credibilidad a su personaje; Quim Casas piensa que Ozon cree en lo que filma, algo de lo que se benefician sus películas. Otros insisten en un envoltorio lírico y bello, pero vacío de contenido (Damon Wise, Empire y Diego Batlle, Diario 'La Nación'). Curiosamente más de uno lo llama travieso.

En el film reune sus temas estrella: el sexo, la muerte y la destrucción de la familia convencional, sustituida por un modelo alternativo, algo que deja caer (o no) en 'Una nueva amiga'. "El sexo, dice Ozon, nos da la identidad. Sabes quién eres a través de él y la identidad lo es todo. Es en nuestra más absoluta intimidad cuando nos mostramos como somos. Cuando nos vestimos de mujer y cuando damos rienda suelta a nuestras perversiones, con ayuda del porno o sin él'. Olvida la castración que ha ejercido sobre los individuos  la ideología de esa burguesía de la que forma parte, a través de la ideología y la religión, cuyo resultado es que, en demasiadas ocasiones, el individuo mantiene sus inhibiciones en la intimidad de su casa y de su propio cuarto.







No hay comentarios:

Publicar un comentario