Páginas vistas en total

domingo, 16 de abril de 2017

Fando y Lis. Alejandro Jodorowski.









Ficha técnica:


Título original: Fando y Lis,
País: México,
Año: 1968.
Duración: 93 minutos.

Dirección, guión y adaptación cinematográfica: Alejandro Jodorowsky.
Guión: basado en la obra de teatro de Fernando Arrabal; diálogos y textos de Fernando Arrabal y Alejandro Jodorowsky, S.T.I.C. En memoria de Samuel Rosemberg.
Directores de Fotografía: Antonio Reynoso y Rafael  Corkidi.
Música original: Pepe Ávila y Héctor Morely; percusiones: Mario Lozua.
Sonido: Manuel Losano.
Edición: Fernando Suárez.
Director de doblaje: Manuel Rosano.

Productora: Pánicas.
Productores ejecutivos: Moshe Rosemberg y Samuel Rosemberg.
Productores técnicos: Roberto Viskin y Juan López Moctezuma.
Distribución vídeos: Cameo.

:

Intérpretes:


Sergio Klainer: Fando,
Diana Mariscal: Lis.
María Teresa Rivas: madre de Fando,
Tamara Garina:  Papisa,
Juan José Arreola: hombre elegante con un libro,
Samuel Rosemberg: hombre elegante con un bastón,
Juan José Arreola: Hombre con libro,
Miguel Álvarez Acosta: Licenciado Miguel Álvarez Acosta.
Valerie Jodorowsky: Mujer con implante pierna,
Fuensanta: Showgirl,
Vicente Moore: Joven Fando,
Alfonso Toledano: Doctor,
Rene Rebetez
Amparo Villegas

Realizado por trabajadores mineros de la sección 19 del S.T.I.C.


CRÉDITOS PRODUCCIÓN Y RESTAURACIÓN DVD.

Productores: Robin Klein y Mick Gochanour.
Co-productor: Andrea Chignoli.
Supervisor de postproducción: Rocky Mills.
Comentario Track Mixer: Drew Anderson.
Archivos de Film & Audio: Teri Landi.
Subtítulos y traducciones: International Broadcasting Facilities.
Restauración adicional & Produccion (UK).
Project Manager para Tartan: Sam Dunn.
Producción: Eyeframe.
Dirección de arte:Iris Keitel & Alisa Coleman,
Diseñador: Bayondai Design.


Sinopsis:



La opera prima de Alejandro Jodorowsky es un cuento bizarro de inocencia corrompida, amor sadomasoquista e inalcanzable paraíso. Basada en la obra homónima de Fernando Arrabal, cuenta la historia de una joven pareja en busca de la ciudad encantada de Tar, donde se encuentra el éxtasis . Fando es impotente y Lis está paralítica.


Comentario:


En su opera prima, basada en una obra homónima de Fernando Arrabal, Alejandro Jodorowsky ya apuntó maneras y dejó entrever todo lo que se podía esperar de un realizador, que se caracterizaba especialmente por su deseo, e interés y esfuerzo continuado, de provocar y escandalizar a las clases medias conservadoras de su país y a quienes en aquellos momentos ostentaban el poder, que estuvieron a punto de expulsarlo de Méjico; alguno incluso llegó a pedir su muerte, y le salvó una circunstancia fortuita: el hecho de que Roman Polanski y su esposa, Sharon Tate, posteriormente asesinada, estuvieran presentes en la sesión en la que se proyectó, por primera vez, en Acapulco el 17 de Noviembre de 1968. La imposibilidad de censurar la película, avivó las mentes de los censores, que idearon unas salas, llamadas de Arte (en España de Arte y Ensayo),en las que se proyectaban las películas que se consideraban molestas, restringiendo de este modo el acceso de un público masivo a estas realizaciones. Unas salas a  las que la intelligentzia de la época acudía gustosa, segregada de las odiosas masas, una sensación que fue generando un amargo complejo que se ha sintetizado en un vocablo despectivo: mainstream. Lo malo es que ahora es muy difícil distinguir una cosa de la otra y muchas películas pasan directamente a horarios no comerciales, aunque, si están producidas en Estados Unidos, no hay quien las libre de la odiosa etiqueta. Están lejanos los tiempos en los que Jean-Luc Godard afirmaba que "hablar de cine americano es una redundancia."
   
La comedia dramática en que se basa la película de Jodorowsky pertenece al teatro del absurdo,  se enfrenta a los tabúes sociales y representa la lucha contra los convencionalismos sociales, por medio de un escapismo provocador, especialmente en lo que se refiere a las relaciones entre los hombres, con los padres, e  incidiendo en el desafío a los prejuicios sociales. La Guerra Final destruyó todas las ciudades excepto Tar, pero si sabemos buscarla, la encontraremos, advierte Jodorowsky, en un mensaje críptico destinado a los iniciados en estas lides, una situación que de nuevo contrasta con el actual agujero en la pared que atraviesa a todas las generaciones, un pequeño ardid que permite entrar en la intimidad del vecino: un tuit personal tiene más peso que una formulación costosa de grandes discursos. ¿Quien encontrará ahora Tar, cuando a nadie le importa "de donde viene o a dónde va el viento"? ¡Qué divertido, ser paralítica! dice alguien mirando a Lis. No importa la dignidad, sólo la diversión, y esto dicho en época de revoluciones fue un revulsivo social intolerable.

Para quien ha escrito en Wikipedia sobre el film : “Fando y Lis es una metáfora cruda y poética de la crueldad, la soledad y la incomunicación humana; una historia desesperanzada, sin sentido aparente. En efecto, uno de los rasgos llamativos de Fando y Lis es la presencia constante de la muerte, un motivo central de la obra de Arrabal. En ese sentido, Fando y Lis es una de las primeras y principales manifestaciones artísticas del llamado teatro-pánico, donde la muerte como fruto de la violencia se presenta como un rito ceremonial o el indicio palmario del fracaso. En Arrabal, la violencia sólo engendra más incomunicación, más frustración y, consecuentemente, más violencia. (…) Nos presenta frecuentemente unos seres incomunicados, donde la soledad es la única compañera del sujeto: los monólogos intercalados por Fando expresan con claridad la angustia y el aislamiento que padece este personaje.”




Escultura hallada en Pompeya,Italia: Pan enseña a Dafnis a tocar la zampoña.Ca. 100 a. C.


Dividido en cantos, al primero de los cuales llama "El árbol se refugia en la hoja", el film está prologado por el propio Jodorowski, que nos habla del momento de la transición hacía una distopía futurista, "cuando las ciudades estaban todavía intactas porque la guerra final aún no había estallado. Al producirse la catástrofe desaparecieron todas las ciudades, menos TAR . Cuando uno llega allí podrá jugar con una caja de música que tiene una manivela, ayudar a la vendimia, recoger el escorpión que se oculta bajo la piedra blanca y, finalmente, conocer la eternidad, y ver el pájaro que cada cien años bebe una gota de  agua del océano. Comprenderá la vida y será gato y pez, y cisne y elefante, y niño y anciano, y estará solo y amará y será amado... · Toda esta serie de ideas sin sentido y algunas más originadas en un lugar que sólo existe en las mentes  perturbadas de los hombres, se han asociado con la libertad y los grupos de burgueses españoles, condenados a desaparecer por el sistema capitalista. Curiosa cuento al que denomina 'Qué bonito es un entierro', en el que Nando y Lis practican el sexo sobre una tumba y después desentierran la muñeca de la chica. 

¿Qué hay,pues en esta película que enfadó tanto a los espectadores más intolerantes?. Pues hay de todo lo que las sociedades conservadoras no soportan, como libertad sexual, denuncia de los abusos de los jerarcas de la Iglesia ejercida sobre seres indefensos, eutanasia, promiscuidad, asesinatos, sadomasoquismo y maltrato de las mujeres con justificación freudiana; todo ello presentado con imágenes impactantes. La protagonista es una joven blanca, casi albina, tullida, a la que arrastra Fando, a veces en un carrito, otras tirando de ella en un suelo lleno de piedras, (una imagen que reproducirá un año después Fellini, en su adaptación de 'Satyricon' de Petronio); la  maltrata de todas formas posibles, ofreciéndola incluso a otros hombres y mujeres. Imágenes irreverentes y muy impactantes, en blanco y negro, vanguardistas y corrosivas. Droga dura para la vena  de los pro-hombres de la década de los 60, que más que mover a las masas a la revolución contra las injusticias que padecen sus congéneres, actúa como revulsivo contra la condición humana, independiente de la ideología.Una obra anarquizante y muy potente, realizada por un hombre que junto a otros artistas d la época formo un grupo, 'Pánico', un homenaje al dios Pan, el patrón de la sexualidad masculina desenfrenada, aunque busque impactar a cualquiera invirtiendo, en ocasiones, los papeles, y formando parejas de ancianas y hombres jóvenes, que se prostituyen por dinero.

La elección del blanco y negro tiene un doble efecto en la dotación de significado a las imágenes: por un lado mitiga la crueldad de algunas de ellas, al evitar el rojo escandaloso de la sangre, pero, por otro, provoca un efecto de extrañamiento que sitúa al espectador en una dimensión diferente y le hace sentir el frío marmóreo de la muerte. Especialmente inquietante es la resurrección de una serie de hombres y mujeres que emergen del fango, rodeando a Lis que ahora permanece en pie, cuando,siguiendo el consejo de un pope inician el camino a Tar, a donde se llega sólo si se tiene fe. Mientras caminan se oye un coro que canta: "A Far, a Far, es imposible llegar". Fando lleva a cuestas a una mujer que al parecer no lo necesita, la fustiga y le obliga a oler flores que no existen, en un ejercicio de simulación que acaba en un auténtico maltrato físico de una 'inválida', atormentada desde niña que se ha hecho inmune a los golpes,  que necesita que este hombre permanezca junto a ella, para, al menos, no estar sola. La forma elegida hace muy efectiva la denuncia, intensificada con imágenes muy escabrosas, como la del viejo y la muñeca. Hoy pocos osan  provocar de esta manera, y prefieren  hacerlo vendiéndose a sí mismos en twitter, lo que está generando una mentalidad más diabólica que aquella de la que hacía gala el cineasta preferido de John Lennon,y está creando una idiosincrasia según la cual gana quien se deja descuartizar y trocear en fragmentos lo más pequeños e íntimos posible, como hacen los extraños con el cuerpo de Lis. No hay nadie dispuesto a contarlo. La música original de  Pepe Ávila y Héctor Morely y la percusión de Mario Lozua, intensifica su rareza con el sonido de Manuel Losano, que originan un score que no ha podido superar en originalidad ningún director actual. Ni siquiera Alejandro G. Iñarritu en Birdman. Unas imágenes rotundas, que evocan el cine de Tarkovski, amenizadas con música de jazz, nos aproximan al final de una historia en la que los ricos extraen de los pobres lo único que les queda: su sangre, que tememos que hoy ya no conmuevan a nadie, puesto que todos se sienten ricos.y capaces de alcanzar la gloria.

Jodorowski termina su película con un texto que dice: "Cuando su imagen se borró del espejo, apareció en el vidrio la palabra 'libertad' ."





No hay comentarios:

Publicar un comentario