Páginas vistas en total

sábado, 22 de abril de 2017

La alta sociedad. Bruno Dumont.






Ficha técnica:


Título original: Ma Loute.
País: Francia.
Año: 2016.
Duración: 122 minutos.

Dirección: Bruno Dumont.
Guión: Bruno Dumont.
Casting: Clement Morelle.
Dirección de Fotografía: Guillaume Deffontaines.
Música:
Diseño de Fotografía:


Compañías:



Intérpretes:


Fabrice Luchini: André Van Peteghem.
Juliette Binoche: Aude Van Peteghem.
Valeria Bruni Tedeschi: Isabelle Van Peteghem.


Sinopsis:



Francia, verano de 1910. Durante sus vacaciones, la aburguesada familia de los Van Peteghem viajan a su lujosa mansión en la Bahía Slack, un lugar donde el mar y el río Slack llegan a unirse durante las mareas altas. Billie, la rebelde hija, se enamora de Ma Loute, miembro de la familia de pescadores Bréfort, quienes también viven en la zona. Cuando ambas familias descubren la relación de sus hijos, una gran confusión se apodera de ellos, amenazando sus estilos de vida y todas sus convicciones sociales. En este contexto, unos turistas comienzan a protagonizar una serie de extrañas desapariciones en Costa Canal. Atraídos por este misterio, los inspectores Machin y Malfoy descubren que el epicentro de tales crímenes se encuentra en la Bahía Slack, un sitio único donde el río Slack y el mar se unen sólo en marea alta. Existe una pequeña comunidad de pescadores y otros criadores de ostras, entre los que se encuentra la familia Bréfort, liderados por el padre apodado "El Eterno", que gobierna lo mejor que puede su puñetero grupo de hijos, especialmente el impetuoso Ma Loute de 18 años. La mansión de Van Peteghem se alza sobre la bahía y cada verano, esta familia burguesa, degenerada y decadente a  causa de la endogamia, que permanece enclaustrada en su villa, aunque se mezcla durante sus horas de ocio con la gente local ordinaria, mientras caminan, navegan o se baña, etc.

Crítica:


La página Filmaffinity revela una disensión más o menos grande o pequeña entre la prensa que valora muy positivamente el film y los espectadores, que le dan un aprobado justo (5.3, una media obtenida de 268 votos). Mas esta es una aproximación cuantitativa; los críticos se basan en criterios técnicos, pero también ideológicos. Luís Martínez  comienza su artículo con una premisa: "Desde que Mack Sennett dijo aquello de que una comedia es ver cómo alguien cae en una zanja y se mata, la tragedia pasó a ser otra cosa." Bruno Dumont lo sabe y (...) se enreda en La alta sociedad en los azares de una comedia sin paliativos a la que no le falta nada para ser la más brutal de las tragedias: hay canibalismo, incesto, maltrato a transexuales y la mayor concentración de idiotas desde la invención de GH VIP. Hasta lucha de clases hay." (1)

Quim Casas da un dato curioso e interesante: Es un filme sobre la diferencia de clases, en 1910, planteado con un también extraordinario sarcasmo en todos los sentidos. No es el menor de ellos que los representantes de la clase burguesa estén encarnados por actores profesionales y bien conocidos que llevan sus personajes al límite de lo ridículo y lo estridente (Juliette Binoche, Fabrice Luchini y, en menor medida, ya que es la más contenida, Valerina Bruni Tedeschi), mientras que los miembros de la clase obrera son actores no profesionales. La dialéctica de clases desde la dialéctica del 'casting'. " (2)

Philipp Engel destaca que : "Ya sabíamos por la serie El pequeño Quinquin (2014) que, en un giro de lo más inesperado, Bruno Dumont se había pasado a la comedia, cosa que aquí lleva al extremo de lo grotesco con las muecas desaforadas de Binoche & Luchini, pasando por una hilarante pareja slapstick a lo Laurel & Hardy, entre otras formas de humor absurdo más o menos logradas que completan una propuesta de claros ecos buñuelianos." (3)

(1) 'La alta sociedad': comedia canibal. Diario 'El Mundo', 20 de abril de 2017.
(2) 'La alta sociedad': diversión de clases. Diario 'El Periódico', 20 de abril de 2017-
(3) 'La alta sociedad'. Fotogramas.





No hay comentarios:

Publicar un comentario