Páginas vistas en total

lunes, 10 de abril de 2017

Un toque de canela. Tassos Boulmetis.




Ficha técnica:


Título original:  Politiki kouzina/A Touch of Spice.
País: Grecia.
Año: 2004.
Duración:  105 minutos.

Dirección: Tassos Boulmetis.
Guión: Tassos Boulmetis.
Casting: Sotiria Marini.
Dirección de Fotografía: Takis Zervoulakos.
Música: Evanthia Reboutsika.
Edición: Yorgos Mavropsaridis.

Diseño de Vestuario: Bianca Nikolarizi.
Peluquería: Hronis Tzimos.
Maquillaje: Evi Zafiropoulou.

Productores: Harry Antonopoulos, Dyonissis Samiotis.
Productores ejecutivos: Robert Kirby, Kostas Lambropoulos,
Compañías: Village Roadshow, Greek Film Center, FilmNet, Cinegram, ANS Production, ANS Yapin Yayin Rejlamcilik AS, MC2 Productions, P.Papazoglou; distribución: DeAPlaneta.


Intérpretes:


Georges Corraface : Fanis Iakovidis,
Ieroklis Michaelidis : Savvas Iakovidis,
Renia Louizidou : Soultana Iakovidou,
Tamer Karadagli  : Mustafa,
Basak Köklükaya : Saime ,
Tassos Bandis : Abuelo Vasilis,
Stelios Mainas : tío Aimilios,
Odysseas Papaspiliopoulos : Fanis, de 18 años de edad,
Markos Osse : Fanis - de 8 ños de edad,
Thodoros Exarhos : Thrasyvoulos,
 Athinodoros Prousalis :  Iordanis,


Sinopsis:


Fanis Iakovidis es un profesor de 40 años que está en un momento crucial de su vida. Su abuelo y mentor 'Vasilis' vive en Estambul y ha desarrollado su propia y reconocida filosofía culinaria. Tras muchos años sin verse, este debe reunirse con su nieto, pero una repentina enfermedad del anciano obligará a Fanis a viajar de vuelta a Estambul, viaje que supondrá un retorno en el tiempo y en el espacio.


Comentario:



CUANDO UN HOMBRE SE TIRA AL MAR LO HACE FUNDAMENTALMENTE CON DOS PROPÓSITOS: ABRIR NUEVAS RUTAS PERSONALES O VOLVER A SUS ORÍGENES.



Ver una película como 'Un toque de canela', realizada en 2004, realizada un año después de la invasión de Irak tras la declaración de guerra en Las Azores, y que, a pesar de que refleja los antiguos enfrentamientos entre las diferentes etnias y religiones que pueblan la bella ciudad de Estambul, nos deleita con un breve periodo de tiempo en el que reinó la convivencia y sus gentes, de cualquier origen, convivían en familias mixtas, reunidas en torno a la mesa y compitiendo por realizar los platos más sabrosos, adobados con especias que mejoran su sabor, un producto por el que los hombres han mantenido constantes guerras a lo largo de los siglos en la ruta que llevaba su nombre y el de la seda, productos básicos en la sociedad medieval, ya fuera para mantener más tiempo comestibles los alimentos, ya para vestir a los nobles. Las ilusiones de los niños, más tarde adolescentes, naufragarán con la ruptura de la convivencia, y llegados a la edad adulta seguirán soñando, en su triste diáspora, con volver a la ciudad de las grandes mezquitas.

Mas, aunque Tassos Boulmetis nos recuerde los constantes enfrentamientos entre Grecia y Turquía, que recientemente ha recogido Russell Crowe en 'El maestro del agua', (2014), nadie podía sospechar hace trece años que se iba a llegar al extremo de radicalidad que estamos viviendo y que ha convertido a ciudades tan bellas como la capital de Turquía y otra joyas que nos han legado las culturas milenarias del Norte de África, y las populosas civilizaciones herederas del imperio romano oriental, en verdaderos avisperos, en los que, con toda probabilidad (lo ignoramos por completo ) hay cosas que preocupan más que la especia adecuada para cada alimento. Boulmetis nos deja este pequeño oasis de bienestar, de convivencia familiar e incluso social, que consigue perdurar en la memoria de los espectadores.




No hay comentarios:

Publicar un comentario