Páginas vistas en total

Johnny B.Zero

sábado, 21 de abril de 2018

Custodia compartida. Xavier Legrand.





Ficha técnica:

Título original: Jusqu'a la garde.
País: Francia.
Año: 2017.
Duración:

Guión y Dirección: Xavier Legrand.
Casting: Youna De Peretti.
Dirección de  Fotografía:  Nathalie Durand. Color.
Música: no hay apoyo musical, con excepcion de alguna pieza diegética (canción interpretada por la hija en una fiesta y la que entra por el interfono o sale del ascensor).
Edición: Yorgos Lamprimos.
Dirección artística: Jérémie Sfez.
Decorador del set: Emilie Ferrenq.

Diseño de Vestuario: Laurence Forgue.
Responsable de maquillaje: Isbelle Vernus.
Estilista de peluquería: Noa Yehonatan.

Productor: Alexandre Gavras.
Compañías productoras: K.G.Productions,  France 3 Cinéma, Centre National de Cinématographie, Canal  +, Ciné +, France Télévisions, Région Bourgogne-Francé-Comté; Haut et Court Distribution.

Intérpretes:


Léa Drucker: Miriam Besson,
Denis Menochet: Antoine Besson,
Thomas Gloria: Julien Besson,
Mathilde Auneveux: Joséphine Besson,
Mathieu Salkaly: Samuel,
Florence Janas: Sylvia.


Sinopsis y Premios (Filmaffinity):



Myriam y Antoine Besson se han divorciado, y Myriam solicita la custodia exclusiva de su hijo Julien para protegerlo de un padre que ella dice que es violento. Antoine defiende su caso como un padre despreciado, y el juez del caso sentencia a favor de la custodia compartida. Guardado como rehén del creciente conflicto entre sus padres, el joven Julien se ve empujado al límite.  (1)


Premios: 



2017: Festival de Venecia: Mejor director y Mejor ópera prima
2017: Festival de San Sebastián: Premio del Público al Mejor film europeo.


Lo que se dice:


El film ha sido muy bien recibido por la prensa.

'Custodia compartida' aborda uno de los flecos de la violencia de género que se produce en el interior de los hogares y que, generalmente, ejerce un hombre contra una mujer, que en España es objeto, no sólo de severas estadísticas, sino de continuo tratamiento en los medios. El cineasta francés ya había abordado el tema en el corto 'Avant que tour perdres', que ahora desarrolla en un ejercicio inmaculado de 'integridad formal'. Según Quim Casas," el cineasta francés opta por una puesta en escena sumarial, pero adecuada a las necesidades del relato cuando éste no ha hecho más que comenzar su andadura: el protagonismo le pertenece al "sistema" antes que a las personas, ya que éstas deberán someterse a lo que decida la ley (...) Los dos protagonistas pricipales aún no tienen entidad por sí mismos, deben escuchar y luego actuar." (1)






Carlos Boyero aparca su escepticismo y afirma que, tras un tagline que camina por los mismos derroteros que el artículo de Quim Casas  para 'Dirigido por...'('Custodia compartida', meritoriamente dirigida por Xavier Legrand, arranca con algo lamentablemente rutinario: el proceso judicial para lograr la custodia de los hijos) , y  concluye con un planteamiento sin matices, en el que se compromete con su propia visión de la vida: "Es una película áspera, incómoda, sin concesiones sentimentales, con un tono voluntariamente terroso, apegado a la realidad. Y te asalta el escalofrío con la tenebrosa estadística que esta te ofrece. Que se repite en cualquier lugar la aparición de enloquecidos o fríos salvajes que asesinan a su pareja y a los hijos que engendraron ejerciendo la venganza más sádica. Y luego se suicidan o lo intentan. Y podrías entender los motivos de su desesperación, que se sientan acabados al perder a los suyos. O sea, que se maten. Lo cual puede ser tan razonable como trágico. Pero que dejen en paz a los demás. No son gente desolada. Son la encarnación del mal." (2)





Luís Martínez pone el acento en lo sórdido del tema, "de la custodia de los hijos, de recriminaciones cruzadas, de miserias compartidas, de maltrato machista, de mentiras interesadas y de, otra vez, soledad. Pues bien, el director se las arregla para construir un drama incontestable desde el brillo de miedo, odio, incertidumbre y claridad (todo a la vez) de la mirada de un niño. Suena cursi y, en realidad, es tremendo." (3)




Nando Salvá, ahora desde Cinemanía, se abona a defender la causa del film de Legrand, pero introduce matices: "Su interés no es otro que hacernos testigos de una infernal escalada de acontecimientos. Y para ello muestra una eficaz urgencia, pero, de algún modo, hace trampas. Dicho de otra forma: si inicialmente parece tener intención de investigar la naturaleza y las complejidades de la agresividad emocional y sus devastadores efectos en las relaciones de pareja, luego decide ir en otra dirección. A medida que avanza, Custodia compartida se parece cada vez más a un thriller de terror, y logra generar niveles considerables de tensión." (4)


(1)  El punto de vista sostenido. Dirigido por..., abril 2018.
(2) ¿Quién puede matar a un hijo? Diario 'El País', 21 de abril de 2018.
(3)  La familia como enfermedad. Diario 'El Mundo', 21 de abril de 2018.
(4)  Custodia compartida. Cinemania (diario 'El Mundo'), 19 de marzode 2018.





No hay comentarios:

Publicar un comentario