Syriana. Stephen Gaghan.


Syriana es un film coral, en el que se mezclan los intereses de las compañías petroleras, empresas de análisis del sector de la energía, la CIA, los jeques árabes, la justicia...Como trasfondo la situación económica y social de los emigrantes de la zona (árabes, paquistaníes...) que son despedidos y deportados por los mismos que los contrataron, apaleados por las policias y explotados por los dueños de los campos petrolíferos. Este es el caldo de cultivo en el que las escuelas islámicas captan sus adeptos y los preparan para el sacrificio, mientras en el mundo de las finanzas reina la corrupción, defendida abiertamente por los ejecutivos norteamericanos, que no dudan en aplicar la fuerza o asesinar a quien atente contra sus intereses. La entrada de los magnates chinos en este sector de los negocios agudizará las tensiones entre las compañías y los propios jeques árabes, cercanos a uno u otro mercado.

El cine americano es valiente y este film tiene la virtud de incidir en el factor económico, sin obviar las causas del nacimiento y extensión del fanatismo religioso. En principio algunos jóvenes acudían a estas escuelas para que les dieran de comer. Está bien que alguien lo recuerde.






La situación es compleja y la multitud de actores necesaria para abordar todas las caras del prisma le resta dinamismo. No obstante se agradece la información que proporciona, con brillantez y sin demagogias. George Clooney está magnífico en su papel de agente de la Central de Inteligencia Americana, y lo único que se lamenta es que su aparición en el film esté limitada por las exigencias del relato.






Comentarios