Páginas vistas en total

La Revelación: Nuevo Nuncajamás

lunes, 18 de abril de 2016

Maldición familiar. Andrzej Sekula.











Ficha técnica:


Título original: Woodoo Down.
País: Estados Unidos
Año: 1998.
Duración 90 minutos.

Dirección: Andrej Sekula
Guión: David Baer y John McMahon.
Casting: Roe Baker.
Dirección de Fotografía: Andrej Sekula.
Música: Larry Brown.y Daniel Loewnthal.
Editores: Dennis O'Connor
Coordinador de especialistas: Joni Avery, Rick Avery.
Decorador del set: Leonard Spears.


Diseño de Vestuario:Andrea Tiano.
Responsable de peluquería: Kip Frucé.
Responsable de maquillaje: Stacy Kelly.


Productores: Sean Entin, David Glasser, Scott Tiano.
Productores ejecutivos: Cammie Morgan, Tucker Tooley.
Productor en línea: JeffWaxman.
Diseño de producción: Monroe Kelly.
Compañías. Productoras: WTF. Multimedia, Cutting Edge Entertainment, asociado con Bridge Pictures


Intérpretes:


Michael Madsen: Frank,
Rosanna Arquette: Jezabelle,
Balthazar Getty: A.J.,
Phillip Glasser: Scott.
James Russo: Luc,
Robert Knott: Grimes,
Roy Ageloff: Murt,
Stuart Stone: Nick,,
...


Sinopsis:


Tres personas atrapadas en una batalla de vida o muerte,a través del país, por un maletín con dinero, que ha sido maldecido por una sacerdotisa vudú.


Comentario:



Andrzej Sekula es un director de fotografía, de origen polaco, que trabajó con Quentin Tarantino en Reservoir Dogs , (su primera película) en 1992 y Pulp Fiction (1994) , y que, a lo largo de su dilatada carrera detrás de la cámara, ha hecho tres incursiones a la dirección, sin gran éxito, al parecer . La primera de ellas  'Woodoow Down', el film del que estamos hablando, una película en torno al vudú, que tiene su origen en los usos y costumbres de determinados pueblos primitivos, en los que lo misterioso se mezcla con sórdidos rituales de magia o dudosa brujería que desatan la fantasía literaria y cinematográfica de la magia negra y los zombis. En los materiales adicionales se incorpora información sobre las diferentes voces, producto de las adaptaciones fonéticas del inglés, italiano o francés, en su intento de transcribir el término originario de esas civilizaciones sin escritura: woodoo, vodoo o waudou.


Yo nunca duermo y nunca moriré ¿Qué quiere de mí?  Estas palabras pronunciadas al comienzo del film, en una secuencia previa a los créditos, que al final se desvelara, introducen un racconto, un gran flasback que da forma a una estructura circular de un film que no tiene demasiado sentido y deja excesivos cabos sueltos. Y no es la escasez de recursos la verdadera causa de que el film sea absolutamente plano, no genere tensión y aburra extraordinariamente, sino el formato elegid, basado en primeros planos a lo que se une  una edición aburrida, un ejercicio de estilo que ajusta la película a la estética imperante en Sundance.  Por si fuera poco la escasa imaginación de la historia que nos proponen el director y su guionista y la poca destreza a la hora de llevarla a cabo, de su puesta en escena, explican por qué parece que nadie o casi nadie ha sentido interés por ver esta película, excepto los cinéfilos a los que les interesa todo, incluido por qué, quien trabajó con el joven prodigio no fue capaz de hacer algo medianamente presentable. Si la película comienza con una frase críptica, termina con una tan vulgar que recuerda a un meme: "No tiene sentido planificar tu vida porque todo está escrito y sellado. Probablemente hay algún poder superior que la ha planificado por ti. No me dí cuenta de las señales que había a lo largo del camino. Señales que podían haberme dado la solución, pero yo no las vi. Aun así, de alguna extraña manera, mi hermano Nick, mi padre y mi madre siguen conmigo... La película está dedicada a la memoria de Shannon Kearney.



No hay comentarios:

Publicar un comentario