Páginas vistas en total

La Revelación: Nuevo Nuncajamás

miércoles, 7 de septiembre de 2016

Frank. Lenny Abrahamson.






Ficha técnica:

Título original: Frank
País: Reino Unido.
Año: 2014.
Duración: 91 minutos aproxim.

Dirección: Lenny Abrahamson.
Guión: Jon Ronson Y Peter Straughan, basado en un artículo original de Jon Ronson.
Dirección de Fotografía: James Mather.
Música: Stephen Rennicks.
Edición: Nathan Nugent.
Director artístico: Richard Bullock.

Diseño de Vestuario: Suzie Harman.

Productores: Ed Guiney, David Barron y Stevie Lee.
Productores ejecutivos: Tessa Ross, Katherine Butler, Andrew Love y Nigel Williams.
Dirección de Producción: Noëlette Buckley y Brent Morris.
Compañías: Film 4, BFI Film Forever, Irish Film Board, Protagonist Pictures.





::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

Intérpretes:

Domhnall Gleeson: Jon Burroughs,
Maggie Gyllenhaal: Clara,
Scoot McNairy: Don,
Michael Fassbender: Frank,
Shane O'Brien: Lucas,
François Civil: Baraque,
Carla Azar: Nana.





:::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::


Sinopsis:

Jon es un joven aspirante a músico que se une a un grupo pop vanguardista, Los Soron, liderado por el misterioso  y enigmático Fran, un genio excéntrico que se esconde bajo una enorme cabeza excéntrica.




::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::


Críticas y comentario:


Magnífico film indie, uno de los pocos que comunica con fuerza a sus seguidores algo tan difícil de captar primero y expresar después como el hecho creativo, la innovación en la música, con grandes dosis de auto-crítica llena de talento, que hace de Frank un film diferente, no sólo del género, que se caracteriza por su atonía, sino de otras muchas realizaciones de alto o bajo presupuesto. Un film sincero, bien contado, cuyos protagonistas no son niños pijos educados en colegios bilingües, porque así lo aconsejan el universo dominado por los mercaderes, ni entrenados en marketing, para vender gato por liebre o despedir gente sin que les tiemble el puesto, sino hombres y mujeres que se desenvuelven, porque así lo han decidido libremente, en los márgenes de la sociedad que acata sin rechistar los dictados del stablishment.

Frank no es sólo el líder del grupo, sino el hombre que ha construido una imagen propia, no sin dolor, que dota de carácter al grupo de estrafalarios que están dispuestos a seguirle al fín del mundo, con la conciencia de que, en contra de las apariencias, es el hombre más cuerdo que existe. Abrahamson construye una tragi-comedia clásica, latente bajo una espesa capa de modernidad extravagante, pero que, al fin, vuelve a dejarnos la idea de que  la persona o máscara que usaban los personajes teatrales desde la antigüedad greco-latina, a veces labrada a lo largo del tiempo con dolor, siempre deja sus huellas en quien la porta. Frank no es un hombre al que la música ha enloquecido, sino un loco al que su necesidad de expresarse mediante la creación de sus canciones ha calmado.



Javier Ocaña, que denomina a su crítica 'Estreno inclasificable' no acaba de entender bien qué tiene delante, aunque desde la primera línea se muestra muy bien informado sobre el 'malditismo artístico', algo que muchos que estamos muy cerca de músicos no sabemos realmente qué es; incluso recurre a la hemeroteca y nos recuerda que Johnston y Sievey se hicieron con una aureola mítica a la que acude la inclasificable Frank, dirigida por Lenny Abrahamson y que, partiendo de la estampa de Sievey, cantante de los 70 que actuaba con una cabeza-máscara que le tapaba el rostro, reflexiona sobre el proceso de creación de una banda de rock alternativo."  El músico sabe que se coloca en un terreno de incomprensión, que se auto-excluye, que  sólo si triunfa será aceptado con condescendencia por quien lo va a utilizar para darse importancia, especialmente si ha tenido algún tropiezo, pero que, como dice el crítico, se sabe portador de una mente que ningún ser humano quisiera tener, o,al menos es lo que interesa hacerle creer.

El crítico de  'El País termina su artículo mostrando su desconcierto ante una película estrenada en VOD, es decir on linea: "Frank no arranca bien, y a la media hora el tiempo empieza a hacer mella por reiteración y falta de concreción en sus temas, pero al final su desolación y su humor desconcertante (lo que siempre es bueno) se imponen. Película delirante y probablemente única, lo que no significa que sea buena (y aún menos, mala)..."(Diario 'El País', 10 de octubre de 2014).







Elizabeth Weitzman, tras recordarnos de nuevo que el personaje de Frank está inspirado en el cómico y músico inglés Chris Sievey, cantante del grupo de The Freshies, que partiendo de la escuela musical de new wave, un término que engloba diversas tendencias y estilos del pop/rock de la década de los 70 y mediados de los 80, con vínculos con el punk, que más tarde se orientó hacia la comedia y fue conocido por el nombre de su personaje en las frecuentes interpretaciones, Frank Sidebottom, que ocultaba su rostro constantemente tras una cabeza falsa, da su opinión sobre un film que, a pesar de ser bien acogido por el público de Sundance, no va a cambiar la forma de hacer cine, ganar millones de dólares en taquilla, ni ser candidata a un Óscar. Los guionistas Jon Ronson y Peter Straugham se basan en sus  propias experiencias musicales junto a Frank Sidebottom. Según la articulista hay mucho baches potenciales, como la extravagancia excesiva, las tramas familiares o el comentario social obvio, pero otros que el director impulsa deliberadamente y que acaban dotando de interés al film, como la contratación de un hermoso y brillante intérprete como Fassbender para luego ocultar su rostro durante toda la película, que favorecerá un magnífico desenlace. (De "Frank", reseña de la película. Daily News, 14 de agosto de 2014).




Como es usual en las películas del género se inscriben en la pantalla los mensajes que circulan por las redes sociales, los chats, los hastags o los mensajes, que identifican a una generación tecnológica que puede realizar espionaje desde sus propios móviles y enviarlos a través de las redes para conseguir popularidad, que no siempre se traduce en unas ganancias que permitan a los grupos, que hacen ganar tanto dinero a tantos, mantenerse con un poco de dignidad. Sin grandes pretensiones es uno de los homenajes más importantes que se ha hecho en los últimos tiempos a los verdaderos músicos; la máscara se convierte en una eficaz metáfora.






No hay comentarios:

Publicar un comentario