Páginas vistas en total

Johnny B.Zero

miércoles, 4 de abril de 2018

Akira.Katsuhiro Otomo, un referente de Spielberg.




UN FILM SOBRE LA ENERGÍA NEGATIVA QUE GENERA EL RESENTIMIENTO DE QUIEN SE SIENTE DESPRECIADO.


Ficha técnica:


Título original:Akira.
País:Japón.
Año:1988.
Duración: 124 minutos

Dirección:Katsuhiro Otomo.
Guión: Katsuhiro Otomo,Izo Hashimoto. Basado en el manga 'Akira' de Katsuhiro Otomo.
Director de Fotografía: Katsuji Misawa.
Música:Shoji Yamashiro.
Editor:Takeshi Seyama.
Diseño de personajes: Katsuhiro Otomo.
Diseños mecánicos: Katsuhiro Otomo.
Director artístico:Toshiharu Mizutani.
Directores de animación:

Productores: : Ryohei Suzuki, Shunko Kato.
Productor ejecutivo: Sawako Noma.
Cooperative Ink & Paint Studios,Studio Uni.


Personajes:


Kaneda Mitsuo Iwata
Kay MamiKoyoma
Kai TakhesiKusao
Tetsuo NozomuSasaki
Yamagata Masaaki Okura
Coronel Ishida Taro
Doctor Onishi Mizuho Suzuki
...


Sinopsis 



Año 2019. Neo-Tokyo es una ciudad construida sobre las ruinas de la antigua capital japonesa destruida tras la Tercera Guerra Mundial. Japón es un país al borde del colapso que sufre continuas crisis políticas. En secreto, un equipo de científicos ha reanudado por orden del ejército un experimento para encontrar a individuos que puedan controlar el arma definitiva: una fuerza denominada "la energía absoluta". Pero los habitantes de Neo-Tokyo tienen otras cosas de las que preocuparse. Uno de ellos es Kaneda, un joven pandillero líder de una banda de motoristas. Durante una pelea, su mejor amigo, Tetsuo, sufre un extraño accidente y termina ingresado en unas instalaciones militares. Allí los científicos descubrirán que es el poseedor de la energía absoluta. Pero Tetsuo, que no se resigna a convertirse en un conejillo de indias, muy pronto se convertirá en la amenaza más grande que el mundo ha conocido. (Filmaffinity)


Premios 


1989: Festival de Annecy: Sección oficial largometrajes a concurso



Crítica:



Yana Toboso


La  aparición en occidente de una obra gráfica o cinematográfica de manga,  la mayor manifestación artística nipona, despierta la fascinación de europeos y norteamericanos por esa forma de representación en la que sus protagonistas se caracterizan por su fragilidad y la iluminción de la cara de de sus personajes con esos ojos tan redondos y grandes, que contradicen su propia realidad, y el intenso y brillante colorido de su puesta en escena.  La deliciosa producción de Sinshuke Sato (2015), 'I am a Hero' nos hablaba del creador de manga como un elitista pijo que abusa de sus empleadas y somete a dibujantes con talento a jornadas extenuantes, que los dejaan exangües, como víctimas de auténticos chupa-sangres de traje y maletín. Ahora, Spielberg crea a su personaje principal en Ready Only Player, con una apariencia muy parecida a los Ghoul, -en su manifestación benigna -, de Masashi Kishimoto, creador de Naruto, y la moto de uno de los protagonistas de Akira, Kaneda, tripulada por uno de los personajes más importantes del film, Art3mis, cuya imagen es fuertemente protegida y subliminalmente sugerida en otras como la de abajo, en la que el traje de la chica evoca el emblemático vehículo.





El Olimpo japonés ha dejado para la posteridad nombres tan importantes como Yana Toboso (Kuroshit); Gosho Aoyama, Rust Blaster; Massashi Kishimoto (Narito); Su Ishida (Tokyo Ghoul, que puebla los espacios con los tétricos Ghoul, espectros necrófagos); Rumiko Takahshasi, la reina del manga (Inuyasha); Hioiko Aeaki ( Joso's Bizaere Adventure); Hiromu Arakawa  (Fullmetal Alchemist)...y cineastas como Hayao Miyazaki, Satoshi Kon, Mamoru Hosoda, Katsuhiro Otomo.














La crítica se volcó en su tiempo, cuando el siglo XX llegaba a su fin (1988) , con la película de Katsuhiro Otomo, e incluso Pablo Kurt (Filmaffinity), un director de página web que no se prodiga quiso dejar su pequeño homenaje a esta pequeña obra maestra: " Uno de los grandes éxitos del cine de animación japonés, basado en un popular cómic del propio director Otomo, uno de los dibujantes más conocidos de Japón. En un intento por sobrepasar fronteras, "Akira" fue en toda regla una superproducción del país asiático (costó 7 millones de dólares),  obtuvo excelentes críticas tanto por su impactante historia como por su impecable e imaginativo estilo visual. En definitiva, una obra clave del cine manga que obtuvo una notable influencia en gran parte del cine de animación y digital asiático de los noventa."






Vamos a meternos en harina. Japón, la potencia emergente de la segunda mitad del siglo XX, sufrió profundas crisis que supusieron un frenazo a sus posibilidades de desarrollo, y produjeron enfrentamientos violentos y muy sangrientos, que dieron protagonismo al ejército y la policía, hecho denunciado por películas como Akira o Jin Roh, en la década de los noventa, que recogen la insatisfacción de las masas, que derivó en manifestaciones de los parados, muy descontentos por reformas tributarias que hacían caer el peso de los impuestos sobre los más desfavorecidos, la extensión de grandes altercados y el plante de la oposición política. Grupos de estudiantes y trabajadores, que soportaron el peso de la crisis, desembocaron en algunos casos en la creación de organizaciones terroristas. Este clima adverso a la recuperación, que favoreció el ascenso de otras potencias como China, fue recogido por todos los modos de representación de la realidad, especialmente el cómic, ocupando un lugar destacado en el manga, que llevó a sus páginas esta insatisfacción popular y la violencia dominante en la sociedad. 





Después vino su adaptación al cine y la creación de una potente industria de merchandising. Katsuhiro Otomo crea una distopía futurista gráfica, que posteriormente llevaría al cine, ubicada en 2019 en Neo-Tokio, treinta y un años después de la guerra mundial de carácter nuclear. El ejército y la policía a los que se dotó de amplios poderes para reprimir a las masas, en el uso espurio de su creciente autonomía, adquirieron independencia del poder político e iniciaron en sus hospitales dudosos experimentos, que recuerdan los que llevaron a cabo los nazis, para crear una arma definitiva con el propósito de controlar el poder, mediante la manipulación genética del ser humano. 







Un miembro de las muchas pandillas que pululaban por la nueva ciudad ,el motero Tetsuo, es atrapado y convertido en conejillo con el que experimentar la viabilidad del proyecto Akira. Los equipos de investigación disponen de una ayuda especial: unos seres azules. supervivientes del holocausto nuclear, que tomarán cuerpo en 2002, como 'precogs' en Minority report de Steven Spielberg: Kiyoko, Takashi, Masaru y Akira, que tienen poderes telekinéticos y de predicción del futuro. Los militares comienzan a controlar la situación, acusando a banqueros y políticos de la misma corrupción que ellos practican. Katsuhiro Otomo crea un estilo propio, caracterizado por la velocidad, la acción y el color, que ha alcanzado un gran rendimiento entre un público entregado al manga, con una iconografía propia y fácilmente reconocible, para poner en cuestión la legitimidad del poder que destina gran cantidad de recursos a la innovación en técnicas de control y represión de las masas, mientras abandona los centros educativos, que se convierten en auténticas pocilgas, en cuyas aulas reina la anarquía y se aplican castigos físicos a los alumnos. 







El resultado es una juventud sin futuro que patrulla inactiva por las calles y atemoriza a la población con enormes motos de gran cilindrada que circulan a gran velocidad y peleas constantes entre bandas. La megalópolis de tubos de neón y grandes rascacielos muestra su lado oscuro, en el que jóvenes nihilistas disponen de costosos vehículos, de los que Kaneda Shotaro es el paradigma, un joven que no respeta las normas ni obedece a las leyes, actúa antes de pensar, pero es respetado por su grupo. Frente a él Tetsuo, un joven de complexión débil, que sufre el acoso de sus compañeros, hecho que lo convierte en un ser introvertido y con un fuerte complejo de inferioridad frente a Kaneda, acumulando una agresividad interior y un resentimiento, que generan un energía negativa, apta para el proyecto militar. El gran proyecto de los científicos al servicio del ejército es el control de la energía absoluta, necesaria para la producción, cuyo origen se desvelará en una secuencia final que adopta la forma de flasback, y proporciona la información necesaria para la comprensión del espectador sobre Akira. Un mundo masculino, con cabida para alguna que otra chica como Kay o Keori, objeto de la violencia ejercida por el hombre (intento de violación y muerte a manos de Tetsuo de Keori).











No hay comentarios:

Publicar un comentario