Barton Fink. Joel y Ethan Coen.




Ficha técnica:


Título original: Barton Fink.
País: EE.UU.
Año: 1991.
Duración:

Dirección: Joel Coen.
Guión: Ethan Coen y Joel Coen.
Casting: Donna Isaacson, C.S.A., John S. Lyons, C.S.A.
Música: Carter Burwell.
Dirección fotografía: Roger Deakins, B.S.C.
Edición: Roderick Jaynes; editor asociado: Michael Berenbaum.
Dirección artística: Robert C.Goldstein, Leslie McDonald.
Decorador del set: Nancy Haigh.

Vestuario: Richard Hornung.
Peluquería: Frida Aradottir.
Maquillaje: Jean Ann Black.

Producción: Ethan Coen.
Co-productor; Graham Place.
Diseño de producción: Dennis Gassner.
Productores ejecutivo: Ben Barenholtz, Ted y Jim Pedas, Bill Durkin.
Co-producción: Graham Place.
Compañías. Productora: Manifesto Film Sales,  Ted and Jim Pedas. Bill Durkin, Ben  Barenholtz Production, Distribuidoras: Circle Filmes; distribuidora 20th Century Fox.



Intérpretes: 



John Turturro:  Barton Fink,
John Goodman: Charlie Meadows ,
Judi Davis: Audrey Taylor,
Michael Lerner: Jack Lipnick,
John Mahoney:  W.P. Mayhew,
Jon Polito, Lou Breeza,
Tony Shalhoub: Ben Geisler,
Steve Buscemi : Chet.
David Warrillow: Garland Stanford,
Richard Portnow: Detctive Mastrionotti,
Christopher Murney: Detective Deutsch.



Sinopsis:






Nueva York. 1941. El socialmente comprometido autor teatral Barton Fink (John Turturro) ha triunfado en Brodway. Ahora, Tinsel Towun se ha dado cuenta y es contratado por Hollywood como guionista de una película de serie B de lucha libre, y Burton cambia el humo de la ciudad por el firmamento del celuloide. Barton Fink sufre el pánico a la página en blanco, elogiada por Mallarmé cuando la inspiración artística se atrofia (Fellini 8 y 1/2). Con la ayuda de su capaz ayudante Audrey (Judy Davis) y su amistoso vecino Charlie Meadows (John Goodman), encuentra la inspiración que buscaba en las fuentes más siniestras. La película, unánimemente aclamada, una comedia impactante y nada convencional, constituye un retrato de los entresijos de Hollywood, los magnates y los cadáveres sin rostro de la industria.






Comentarios