La deuda. John Madden.



Ficha técnica.


Título original: The debt.
Año: 2011.
País: USA.
Duración: 114 minutos.

Dirección: John Madden.
Guión: Assaf Bernstein, Jane Goldman, Ido Rosenblum, Peter Straughan, Matthew Vaughn
Música: Thomas Newman
Fotografía: Ben Davis
Montaje: Alexander Berner.

Vestuario: Natalie Ward.
Compañías: Marv Films y Universal Pictures, Pioneer Pictures.



Intérpretes: 



Helen Mirren : Rachel Singer,
Sam Worthington : David Peretz joven,
Jessica Chastain :Rachel Singer joven,
Jesper Christensen : doctor Bernhardt/Dieter Vogel,
Marton Csokas :Stephan Gold joven,
Ciarán Hinds :David Peretz,
Tom Wilkinson :Stephan Gold,


Sinopsis


Dos agentes del Mossad ya retirados, Rachel y Stephan, se convirtieron en figuras muy respetadas en Israel después de una misión que realizaron entre 1965 y 1966, cuando los tres localizaron al criminal de guerra nazi Dieter Vogel, el temible "Cirujano de Birkenau", en Berlín Este. La hija de Rachel  escribe un libro sobre las hazañas de su madre,y cuando lo presenten 1997, los fantasmas del pasado reaparecen  con terribles consecuencias.


Comentario.



Se ha querido comparar el thriller político de John  Madden con Munich de Steven Spielberg, pero son sustancialmente diferentes, por mucho que ambos retomen el género con sobriedad y elegancia, y en el caso de Medden con corrección y severidad.. Spielberg es un cineasta judío, lo que no es óbice para  que cuestione la  legalidad de las acciones del Mossad, cuyo protagonista cruza constantemente la línea roja de la ética y la legalidad que sólo espera una recompensa :  dormir el resto de su vida dentro del armario. La deuda es un film maniqueo, en el que los integrantes del comando son unos jóvenes sedientos de venganza  por el dolor causado a su pueblo, que secuestran al llamada Cirujano de Birkenau, que superó en crueldad a los ficticios  doctores malignos de Fritz Lang (Doctor Mabuse) o de Bergman (Doctor Bergerus), que han inspirado un  sinfín de relatos cinematográficos.

Estos jóvenes no son asesinos, sino que tan solo pretenden secuestrar al nazi Dieter Vogel para someterle a un juicio en Israel con colaboración de Estados Unidos; al retirarse del plan los norteamericanos,  se ponen nerviosos ante un  hombre retorcido,  sin principios  éticos humanos que sabe  cómo manejar la 'debilidad' de  estos jóvenes, lo que choca con la consabida preparación de los agentes del Mossad, por muy jóvenes que sean. La operación fracasa y los tres juran no contar la verdad para  no humillar a su pueblo, pero una mentira no se puede mantener toda la vida en países democráticos con prensa libre. El paso del tiempo ha mantenido la pureza del comando, que volverá a fracasar ante el malvado  doctor. Dos flasbacks, uno que recuerda el pasado y otro que lo inventa, contienen la clave del título del film. Rachel, David y Stephan tienen una deuda, el dilema está en saber con quién, con ellos mismos o con el pueblo de Israel al que han engañado. A pesar de su condición de judío, Spielberg mantuvo una posición menos contemplativa  con el servicio de inteligencia  israelí.

La actuación de Hellen Mirren, Ciarán Hinds ( Munich, serie Rome, interpretando a Julio César) o Tom Wilkinson eclipsa en cierta medida a  los intérpretes de sus personajes jóvenes;  aunque su presencia en pantalla es más breve, resulta más convincente. No está bien definido el papel de  David Peretz, que  deja desconcertado al espectador ante su decisión final."'The Debt' demuestra, dice A.O. Scott de The New York Times,  con quizás más energía que nitidez, las complicaciones éticas y psicológicas que pueden esconderse detrás de una historia de simple heroísmo" . Ni siquiera queda claro que sea este sentimiento el que les arrastra; no basta con haber hecho un film sombrío, pausado y profundo, retornando a la pureza del género, sino de hacerlo verosímil y comprensible. Los temores de Rachel, cuya hija ha escrito un libro exaltando la acción de estos jóvenes, son más comprensibles.

Comentarios