Tormenta entre dos pasiones: Delbert Mann.






Ficha técnica:

Título original: Torn Between Two Lovers.
País: USA.
Año: 1979.
Duración: 97 minutos.
Dirección: Delbert Mann.
Guión: Rita Lakin y Doris Silverton.
Casting: Linda Otto Associates y Judith Weiner.
Director artístico: David Jaquest.
Decorador del set: Ken Porter.
Edición: Gene Milford y Lloyd Nelson.
Sonido:  Daid Lee y Bill Boigtlander.
Dirección de Fotografía: Ronald M. Lautore.
Música original: Ian Fraser, Philip Jarrell y Peter Yarrow
Producción: Joan Barnett, Alan Landsburg, Gary Credle, Tom Kuhn, Linda Otto. 
Dirección de producción: Marilyn Stonehouse.
Productor ejecutivo: Tom Ruhn.
Productores asociados: Gary Credl.
Vestuario: Judith R.Gellman
Maquillaje:  Maureen Sweeney.
Peluquería: David R. Beecroft.
Alan LLandsburg Productions.



Intérpretes:

Lee Remick: Diane Conti
Joseph Bologna: Ted Conti,
George Peppard: Paul Rasmusem,
Giorgo Tozzi: Joseph Conti.
Murphy Cross: Nina Dworsky,
Martin Shakar: Frank Conti.


Sinopsis

Diana es una mujer que vive felizmente casada con Ted, un hombre comprensivo y tenaz, con el cual ha establecido un hogar completamente  asentado. Pero la vida de la mujer se ve alterada cuando conoce a Paul, un arquitecto maduro del que se enamora.

Comentario:

Bajo la aparente capa de modernidad, una mujer, Diana (Lee Remick) se enamora de un arquitecto que conoce en un aeropuerto y mantiene una relación extra-conyugal culpable que le obliga a una  doble  vida, pero su formación cristiana  le impide  mantener esta situación de mentiras y engaño. Afortunadamente el director tiene una solución que permite a los actores de esta 'tragedia' volver a la situación de partida sin perder su dignidad,  ni dañar los sentimientos, y que se empeña en recalcar una canción que suena e impone su letra moralizante al principio y al fin de la película: ella está enamorada de los dos y elige la solución que menos daña a su familia. Puede volver tranquilamente al lecho conyugal, porque ama a su marido.

¿Qué le pasa a Diane? Aparentemente nada. Vive una vida cómoda, quiere razonablemente a su marido y a su quisquilloso hijo, dotado de un enorme pelucón, pero a veces necesita sentir que está viva, sobre todo en un momento en el que inicia el declive de su juventud. Eliminado este 'gusanillo' puede volver a disfrutar del bienestar cotidiano y conservar algún que otro recuerdo  ilusionante.

Reducida al ámbito privado de su hogar, como cualquier ama de casa ejemplar, y con unos suegros que no se merece, dedica el tiempo libre en ayudar a los demás, dando clases gratuitas y realizando algún trabajo que no se especifica en un museo. Todo un ejemplo de mujer adaptada al sistema patriarcal, realizada en 1979 cuando las  féminas de George  Lucas dirigían aventuras planetarias, luchaban como los hombres o se convertían en niñas-gángster de la mano de Luc Besson, entre otros muchos ejemplos de cineastas que sacaban a las mujeres del ámbito doméstico y las metarmofoseaban en seres inteligentes y activos. La sociedad estaba cambiando y muchos no se daban cuenta.


Comentarios