El vengador tóxico III. Lloyd Kaufman y Michael Herz.







Ficha técnica:


Título original: The  Toxic Avenger. Part III. The last tempatation of Toxie
País: USA.
Año: 1985.
Duración: 100 minutos.

Dirección:  Lloyd Kaufman y Michael Hertz.
Guión: Gay Partington Terry y  Lloyd  Kaufman, basado en una historia de Lloyd Kaufman
Director de Fotografía: James London.
Música: Chritopher Demarco, basado en la música de Antonin  Dvorak
Edición: Joseph McGirr .
Coordinador efectos especiales:  Pericles Lewnes.

Producción: Lloyd Kaufman y Michael Herz.
Productores asociados: Jeffrey Sass.
Diseño de Producción: Alexis Grey.
Troma Team

Intérpretes:


Ron Fazio
Phoebe Legere
John Altamura
Rick Collins
Lisa Gaye
Jessica Dublin
Michael Kaplan


Sinopsis:



Melvin, ' el vengador tóxico ', pacificada la ciudad y sin nada relevante qué hacer, cae en el lado oscuro  y acepta un trabajo en la contaminante industria Apocalypse  Inc,, para pagar una operación que devolverá la vista a su amada Claire, decepcionando a sus conciudadanos y a los seguidores de la franquicia cutre.

Crítica.

A medida que avanza la trilogía observas el efecto que produce una imagen golpeando machaconamente en tu mente: cuando  'El vengador Tóxico', por obra del diablo, recupera su imagen anterior, la de un joven débil y  pusilánime, aunque feliz, acabas añorando ese amasijo negruzco de  bultos y ojos, y  el tutú requemado del traje de bailarina rosa, que se había colocado  Melvin antes del accidente movido por el deseo de hacer el amor con una de las malas del Health  Club de Tromaville .Troma se toma a sí misma como referente  en una matanza en un videoclub , regentado por judíos ortodoxos, que abre el film, y en la que unos mafiosos, los hermanos Warner , asociados a la empresa  Apocalipsis, destruyen todas las películas que les puedan hacer competencia, incluídas las de la propia  marca  de esta  cinta  que goza de muchos seguidores en la ciudad. Los procedimientos de Toxie para imponer justicia son bárbaros y escatológicos y admiran a la vez que aterrorizan a la población.

Pero, una vez impuesto el orden con argumentos de mamporrero sin límites, Toxie se aburre y acepta un puesto en la Compañía Apocalypse Inc., entre cuyos objetivos el principal parece ser contaminar en tierra, mar y aire. A cambio obtiene el dinero suficiente para que Claire recupere la vista. A pesar de la tremenda popularidad de que goza su curriculum es muy pobre: friega- suelos adicto a los videojuegos y héroe de la ciudad. Pero eso es casi lo que menos importa a una empresa, emblematizada  por las Torres Gemelas, lo que no se entiende muy bien pues está ubicada en New Jersey; lo que quiere de él es la traición a los principios que lo han hecho tan popular. La ciudad, aniquilados los políticos y amordazados los intoxicadores, vive  despreocupada, baila y  sus mujeres, todas estupendas, menos las ancianitas, se desplazan en bikini, incapaces de sospechar la desgracia que les amenaza, pues los malos nunca duermen.

Pero Troma no puede defraudar a sus seguidores y, tanto pronto como el personaje observa que ha perdido el apoyo de  los suyos, vuelve a  defenderlos contra todo y contra todos, especialmente contra  la empresa contaminante. Las metamorfosis de hombre a diablo y de monstruo a persona normal son francamente asquerosas, y los descuartizamientos, malformaciones y salvajadas difíciles de imaginar por un ser normal. Es esta brutalidad cutre la que convierte la saga en una obra de culto, para el disfrute de unos pocos.



Comentarios