Cero en conducta. Adam Rifkin






Ficha técnica:

Título original: Detroit Rock City.
País: Estados Unidos.
Año: 1996.
Duración: 96 minutos.
Dirección: Adam Rifkin.
Guión: Carl V. Dupré.
Dirección de Fotografía: John R.KLeonetti.
Música: J.Peter Robinson.
Takoma Entertainment para New Line Cinema, Base 12 Producciones y John R.Leonetti.

Intérpretes:

Giuseppe Andrews : ,
James DeBello : Trip ,
Edward Furlong:  Hawk,
Sam Huntington : Jam,
Lin Shaye : Mrs. Bruce,
Melanie Lynskey : Beth,
Natasha Lyonne:  Christine,
 (más créditos en Imdb)


 Sinopsis:

Un grupo de jóvenes, estudiantes de Instituto quieren acudir al concierto de su grupo de música favorito, The Kiss, pero para poder realizar sus sueños deben hacer de todo: huir de casa y del colegio, robar un coche, enfrentarse a madres paranóicas e histéricas...

Comentario:

Película de culto para los amantes del grupo de rock and roll,  Kiss,  fue un fracaso de taquilla en Estados Unidos y pasó totalmente desapercibida en España, donde el grupo era apenas conocido. Siempre, desde que el joven ha tenido conciencia de serlo y ha escogida un himno y un uniforme, ya sea de roquero, punck, pop. mod o discotequero,  ha habido enfrentamientos míticos, algunos de los cuales se han convertido en leyenda. como los históricos de roqueros y mods, un icono de la Inglaterra de la década de los 60, cuyos ' combates' en tranquilas ciudades costeras constituyroen el germen de las primeras tribus urbanas.
Cero en conducta responde a uno de estos enfrentamientos entre tribus urbanas, ahora de los roqueros y los amantes de la música-disco, cuyo título corresponde al nombre de un tema emblemático de Kiss, y que se tradujo al castellano con connotaciones estudiantiles de los más ramplonas. El problema reside en la necesidad de  dar un contenido más atrayentes a géneros con un público más que especializado, y acaban produciendo  películas erótico-musicales, dramas operísticos, porno-thrillers, etc., que  dejan  descontentos a todos. Detroit Rock City se sazonó con  imágenes bizarras y de contenido sexual, lo que provocó que en Estados Unidos  sólo pudiera ser vista en locales públicos por jóvenes mayores de 18 años.

El resultado fue un film gamberro, bizarro, complaciente con los deseos de provocación de los adolescentes, en torno a una banda  ridiculizada por sus atuendos de hombres galácticos, hombres gato, murciélago, etc y llenos de lugares comunes del rock.


Comentarios