Dos mujeres. Vittorio De Sica








:::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

Ficha técnica

Título original:: La  Ciociara
País: Italia. Co-produción: italo.francesa.
Año:
Duración:

Dirección: Vittorio De Sica
Guión: esare Zavatini, basado en la novela de Alberto Moravia, editado por Bompiani.
Director de Fotografía: Gabor Pogany, a.i.c.; Fotografo: Pierluigi.
Música: Armando Trovajoli.
Montaje: Adriana Novell
Puesta en escena: Gastone Medin.
Organización general: Jone Tuzi, a.d.c.

Vestuario: Elio Costazi.
Peluquería: María Angelini,
Maquillaje: Giuseppe Annunziata.


Productor: Carlo Ponti
Compañías: Titanus; Compañía Cinematográfica hampion (Roma); Les Films Marceau-Cocinor y la Sociedad General de Cinematographie (Paris)..Filmax.

::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::
Intérpretes :

Sophia Loren: Cesira,
Jean-Paul Belmondo: Michele,
Emma Baron: Maria,
Eleonora Brown: Rosetta,
Bruna Cealti: Evacuee,
Andrea Checci: Fascista,
Pupella Maggio: Granjero,
Vicenzo Musolino: Alessandro.
Carlo Ninchi: Padre de Michele,
Luciano Pigozi: "Scimmione",
Renato Salvatori: Florindo,
Raf Vallone: Giovanni.

:::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

Sinopsis:

En 1943 la guerra está devastando Italia. Una mujer, Cesira, y su hija de 13 años, Rosetta, abandonan Roma por los bombardeos aliados. Se dirigen al pueblo donde nació Cesira. Pero la adversidad se ceba en ellas. Un grupo de soldados las viola en una Iglesia. Inspirada en una novela de Alberto Moravia.

::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

Comentario:

Vittorio De Sica, uno de los máximos representantes del neorrealismo italiano, que nos dejó la impresionante trilogía constituida por 'El ladrón de bicicletas, 1948,, 'Milagro en Milán', 1951 y 'Umberto D' , 1952, para cuya realización sacó sus cámaras a las calles y nos mostró como mordía la pobreza a los parados, a los niños,a los huérfanos,a los mayores y los sectores más desfavorecidos de la sociedad. En 1960 vuelve sobre la guerra y nos muestra a estos mismos sectores desvalidos y a los jóvenes pacifistas, contrarios a estas matanzas indiscriminadas, masacrados y violados por los ejércitos que se baten en retirada, haciendo daño hasta el último momento. Las víctimas que se erigen en paradigma de tantos y tantos colectivos que padecieron los excesos de la soldadesca son Michele, unjoven estudiante, interpretado por Jean Paul Belmondo, Cesira, una joven y ella viuda, encarnada por Sophia Loren y su hija Teresa.

En su momento la película tuvo un atractivo añadido: convertir en la mujer más admirada de todas las que llenaban las pantalla, convertida en una madre-leona, un papel que le venía como anillo al dedo y demostró que de cualquier forma que se la presentara estaba dotada de una gran belleza; junto a ella, el gángster por excelencia, Jean Paul Belmondo representa a un joven intelectual, que se refugia en las montañas. Cesira es una mujer 'apolítica' que en aquel momento era algo equivalente a ser fascista, complaciente con Mussolini, que huye de la ciudad de Roma, a pesar de que Roma se había declarado ciudad abierta, es decir se había rendido incondicionalmente, para proteger a sus ciudadanos de las bombas. Pero este estatus no garantizaba los bombardeos y la mujer, joven, bella y sola, se retira a su  pueblo en las montañas, para proteger a la niña de trece años y se mete en la boca del lobo. La secuencia de la violación de ambas mujeres por los turcos, es una de las más célebres de la historia del cine, con planos inigualables en cuanto a la capacidad de expresar las más grandes emociones de la actriz que representa a una madre que no siente su violación, sino la de su hija, y que llora desesperada e impotente mientras ve como abusan de ella un montón de soldados.La reacción de Teresa, que pierde su virginidad, en una sociedad en la que, para una mujer, era como perder un brazo o una pierna, es absolutamente razonable aunque dolorosa Estos directores no sólo eran los mejores cronistas de la desgracia humana, que han dejado documentos imperecederos, sino unos humanistas que enriquecieron los valores del ser humano, en los que, contra lo que decía Shakespeare, cuando se quejaba de la condición humana, todavía anidaba la razón.
..
Filmada en blanco y negro, os muestra la crueldad innecesaria e inútil de los hombres, que no llegó, según los testimonios de estos cineastas al grado de inhumanidad del holocausto nazi, de sus aliados alemanes, capaces, en su tránsito por Italia de matar incluso al que vacíaba su despensa para servirles una buena cena. No olvidemos el testimonio de Roberto Rosellini en 'Roma città aperta.'

Comentarios