Cuentos de Terramar. Gorô Miyazaki. Ficha técnica y crítica.










ESTRENO EN NETFLIX EL 1 DE REBRERO DE 2020

LOS TRANSFORMADORES DEL CLIMA AFIRMAN QUE SIENTEN QUE LA LUZ DEL EQUILIBRIO QUE SOSTIENE AL MUNDO SE DEBILITA, MIENTRAS LOS HOMBRES Y LOS DRAGONES SE ENFRENTAN...


Ficha técnica:


Título original: Gedo Senki (traducción"Las crónicas de la Guerra de Ged; título inglés:Tales from Earthsea)
País: Japón
Año: 2006
Duración: 115 minutos
Género: adaptación del tercer y cuarto tomo de la saga "La costa más lejana" y Tehanu

Dirección: Gorô Miyazaki
Guión: Goro Miyazaki, Keiko Niwa, basado en el cuento de Ursula Kroeber Leguin
Casting: Ned Lott
Fotógrafos digitales: Hidenori Shibahara, Atsushi Tamura, Junji Yabuta
Música: Tamiya Terashima
Edición: Takeshi Seyama
Dirección artística: Jôji Takeshige

Productores: Steve Alpert, Javier Promton, Toshio Suzuki
Compañías productoras: Studio Ghibli, Buena Vista Home Entertainment,Dentsu , GNDH, Nibariki, Hakuhodo DY Media Partners, Mitsubishi Dhoji, NTV, Toho Company



Intérpretes:


Jun'ichi Okada: voz de Arren,
Aoi Teshima: Voz de Theru.
Bunta Sugawara: Voz de Cob,
Teruyuki Kagawa: Voz de Hare,
Jun Fubuki: Voz de Tenar
Takashi Naitô: Voz de Hazia Dealer,
Mitshuko Baisho: Voz de la amante,
Yui Natsukawa: Voz de la reina,
Kaoru Kobayashi: Voz del rey,
Timothy Dalton: Voz de Ged/Sparrowhawk,
Willem Dafoe: Voz de Cob,
Matt Levin: Voz del Príncipe Arren,
Cheech Marin: Voz de Hare,
...


Sinopsis:

Película de anime del Studio Ghibli dirigida por Gorô Miyazaki, hijo de Hayao Miyazaki, basada en el tercer libro de la serie "Terramar: La costa más lejana", escrita por Ursula K. Le Guin , del que se ha publicado una adaptación en manga en Japón. La historia se ubica en el archipiélago de Terramar, donde hay dragones, magos y espectros, talismanes y poderes, un mundo gobernado por la magia y, ante todo, por las palabras, pues cada cosa posee su verdadero nombre, el que le fue asignado durante la Creación, que otorga a los hechiceros el dominio sobre los elementos y los animales. Sus gentes, sencillas y tranquilas, tienen como único objetivo conseguir la paz y la sabiduría.


Lo que se dice:



El film fue bien recibido por la prensa y el público, como reflejan páginas españolas como Filmaffinity que recoge una media de 6,1, basada en las valoraciones de 4,689 usuarios, y la norteamericana Imdb, que ofrece una media de 6,5, obtenida de 29,614.Hay pocas reseñas de periódicos importantes.


Crítica:


La película de Gorô Miyazaki supone una labor de importancia: por un lado contribuye a la difusión de la obra  de Ursula Kroeber, nacida en California en 1929, hija del antropólogo Alfred Kroeber y la escritora Theodora Kroeber. La literata es conocida por sus obras de ciencia-ficción y fantasía, especialmente las ambientadas en el mundo ficticio de Terramar y la serie de fantasía de la federación Ekumen; fue finalista de los premios American Book Award y el Pulitzer,  ganadora de un National Book Award, cinco premios Hugo y cinco premios Nébula, entre otros. Creó un universo llamado Hainish y también Ekumen, en el que se desarrollan algunas de sus obras más significativas. El mayor éxito lo cosechó con 'Un mago de Terramar' (A Wizard of Earthsea, 1968) y 'La mano izquierda de la oscuridad', The Left Hand of Darkness, 1969), erigidas por Harold Bloom a la categoría de obras maestras . Gracias a la segunda la escritora obtuvo los premios Hugo y Nébula a la mejor novela, siendo la primera mujer que obtuvo ambos galardones. Fue, además, la segunda mujer honrada como Gran Maestra por la Asociación de Escritores de Ciencia Ficción y Fantasía de Estados Unidos; en 2017 fue  proclamada miembro de la Academia Estadounidense de las Artes y las Letras. El escritor y crítico literario John Clute dijo que Ursula había presidido la ciencia-ficción estadounidense durante casi medio siglo. Falleció en Portland, Oregón, en 2018, a los 89 años de edad.

En un mundo globalizado es imposible evitar contaminaciones culturales e idiosincráticas, y por mucho que les duela a los exégetas de oriente y occidente los intercambios entre ambos mundos son constantes, por lo que resulta casi imposible  encontrar productos que hayan mantenido su pureza a lo largo del tiempo, no sólo en la contextualización espacio-temporal de las historias, sino en el estilo narrativo o de figuración en las obras de animación, un testimonio con el que nos tropezamos casi a diario, a pesar de las protestas de quienes niegan el intercambio cultural, en directores acusados de occidentalistas desde la época de Akira Kurosawa, una simbiosis que ha continuado con otros realizadores como el chino  Zhang Yimou o el coreano Bong Hoon-jo, entre otros, y que sorprende desde la primera secuencia de la importante película que en 2006 realizó Gorô Miyazaki, heredero de un inmenso legado, la tradición de los estudios Ghibli y la inmensa herencia de su padre, el gran Hayao, y la de occidente, abarcando desde el nacimiento hasta la muerte del sol, emblematizada por los volúmenes tercero y cuarto de los cuentos de Terramar, de la mencionada escritora Ursula Kroeber Le Guin (apellido de su padre: Kroeber, apellido del marido, el historiador Le Guin), cuyas historias beben de la tradición legendaria del Norte de Europa, poblada de magos, dragones y hechiceros, de la antropología cultural, del taoísmo (reflexiones acerca del equilibrio y la armonía), del feminismo (protagonismo de Theru y de Hare) y de los escritos de Carl Jung, así como de las leyendas de los nativos norteamericanos, cuyo conocimiento le vino de la mano de su padre. Sus obras están salpimentadas con temas sociales y políticos (xenofobia y miedo al diferente), el género, la sexualidad y la mayoría de edad, muy presentes en el film.

Gedo Senki (traducción"Las crónicas de la Guerra de Ged; título inglés:Tales from Earthsea, en español 'Cuentos de Terramar') supone un hito importante, que revela hasta qué punto merece atención la segunda película del hijo de Hayao (la primera fue un documental dedicado a su padre, 'Hayao Miyazaki y el Museo Ghibli', 2005), que unió lo mejor de la animación japonesa y de la literatura norteamericana, para abordar temas como la vida y la muerte, la culpabilidad que cada cual arrastra y que le recuerda su propia sombra, o el equilibrio de la naturaleza que los hombres han roto y cuyo conocimiento tienen que recuperar para aprender cómo funciona una simple hoja caída de un árbol. Una animación propia de los Estudios Ghibli unida a una representación de un universo medieval en decadencia, que nos muestra que hace mucho tiempo que los hombres violaron todas las leyes de la naturaleza, extendiendo su lucha con los dragones, una representación de los seres vivos no humana, por tierra, mar y aire. Un film magnífico que aumentará los conocimientos de los espectadores sobre los cimientos de la ciencia-ficción norteamericana, disfrutando de la animación japonesa,.Un regalo para los sentidos, que nos ofrece la plataforma Netflix.




Comentarios