Recuerdos de la Alhambra.Ahn Gil-hon. Crítica.




"LA CONFIANZA ES LA MAGIA QUE CAMBIA EL MUNDO, NO LA TECNOLOGÍA".


Ficha técnica, sinopsis, lo que se dice (Pinchad aquí).


Crítica:


Cada vez son más los que escriben como administradores de diferentes medios y espectadores que se expresan en páginas de cine que celebran la apertura de nuevos horizontes por parte de las nuevas plataformas que se sirven de los televisores, que mejoran sin interrupción la fidelidad y calidad de imagen, como soporte del nuevo cine en streaming, y que nos están acercando a un cine fresco y joven al que la estructura de serie permite tratar con mayor profundidad las tramas y subtramas que se suceden en cada relato, y que tienen características muy bien definidas: imagen moderna, minimalista que utiliza con eficacia las nuevas tecnologías y se desprende en la decoración de sus sets del bagaje que correspondería a un país, -en este caso Corea del Sur -, de historia rica y antigua, sin que podamos observar en su atrezzo piezas ancestrales; un orgullo indisimulado de ocupar un lugar muy destacado en la nueva era tecnológica y en la calidad de su educación, que verbalizan en sus películas; un cuidado muy especial del aspecto físico de sus protagonistas masculinos, en este caso Hyun-bin, que también se explicita en los diálogos, dándole la vuelta a la tortilla y convirtiendo a estos actores en objeto del deseo en sustitución de la mujer que ha desempeñado frecuentemente estos papeles; convivencia dentro del film de diferentes géneros, -drama romántico, aventuras, planteamientos de género -; utilización frecuente del recurso de estirar al máximo la solución de conflictos, generalmente amorosos, creando una gran expectación ante un simple beso, tensión que llevan hasta el último minuto del último episodio de la serie,y que mantiene al espectador atento a historias muy bien contadas, en las que alternan un score musical muy similar al del cine de acción occidental, con las peculiares melodías que ambientan los momentos de tensión sentimental.

Recuerdos de la Alhambra tiene como protagonista principal la posibilidad de dar forma virtual a la realidad aumentada, en concreto los juegos de realidad alternativa (Alternate Reality Game), y al surgimiento de compañías que cotizan  en bolsa que nacen al calor de las nuevas tecnologías y que llevan a la cúspide del poder económico a ingenieros que triunfan cuando todavía son muy jóvenes y pueden entusiasmarse e implicarse en el desarrollo de sus productos, con frecuencia imaginados por chicos muy jóvenes (desarrolladores) que dedican gran parte de su vida al juego. El triunfo rápido los convierte con frecuencia en arrogantes y susceptibles de fracasar en sus relaciones de pareja, al atraer a mujeres que se mueven por intereses muy diferentes a los románticos, y acaban prendados de jóvenes amables, pero con un perfil muy actual, cabeza de sus familias, en las que faltan los padres, pluriempleadas fuera del ámbito doméstico y que también jugarán un papel en la nueva sociedad tecnológica. La modernidad de las ciudades y el interior de las casas contrasta con los enclaves emblemáticos de la ciudad elegida para ubicar su juego: Granada, en cuya centro se eleva el monumento más importante de la civilización del Islam, la Alhambra. Una serie que contará con seguridad con muchos fans amantes de las aventuras que implica la ARG, a quienes les gusta conocer de la forma que lo hacen las imágenes la simbiosis que se ha producido entre la sociedad oriental y occidental, de la que informan signos tan evidentes la existencia de iglesias cristianas, los árboles de Navidad en Seúl, junto a los teléfonos Samsung y los coches que produce el país. Series muy disfrutables, frescas, jóvenes, con algún momento naïf, que constituyen un auténtico filón para espectadores de cualquier edad; siempre hay tiempo para soñar.

Comentarios