Páginas vistas en total

domingo, 25 de septiembre de 2016

Tomboy. Celine Sciamma.










HAY UN CHICO NUEVO EN  LA CIUDAD

Comentario: 



El film comienza con la imagen de un 'niño', no demasiado comprensible para el espectador, que fragmenta su percepción hasta construir el significado que se intenta transmitir, que poco a poco va emergiendo, obligando al que ve a hacer el esfuerzo de síntesis que le propone Celine Sciamma. Tomboy se incorpora a ese cine en torno al cuerpo,( cinema de corps, en el que militan directores como Claire Denis, Marina de Van, Gaspar Noé, Bertrand Diane, y Francois Ozon ) que ha dado tan buenos resultados en Francia, como en Joven y Bonita de François Ozon (2013), un film que se basa en la mirada a que es sometido un cuerpo desde distintas perspectivas, cuya observación produce placer al espectador, aunque en este caso se trate de una niña interpretada por Zoe Heran, que se siente inquilina de un cuerpo equivocado, apostando por la presencia de éste como un elemento, o bien narrativo o bien discursivo, algo presente desde tiempo atrás en el cine pero posiblemente sin la conciencia de estar haciéndolo de manera explícita, (Israel Paredes Badía). 

Jordi Costa, tras elegir un fotografía espléndida de Zoe para ilustrar su artículo afirma que : "Tomboy logra una delicada fusión entre la silenciosa elocuencia de su protagonista, Zoe Heran, y el lenguaje sensorial empleado por Sciamma, capaz de transmitir todos los desvelos de ese cuerpo que no se afirma en la dirección deseada." (1) 




Antonio Weinrichter resume su impresión en la entradilla de su escrito para ABC: "Freud hablaba de perversos polimorfos y esta película cuenta, no la vida sino un episodio en la vida, de un infante al que podría aplicársele de forma figurada el epíteto: Laure, una niña de 10 años empeñada en hacerse pasar por un chico, Mikael, en cuanto sale de casa." (2) 





Lluís Bonet Mojica escribe para 'La Vanguardia' que: " Con dramaturgia fílmica realmente soberbia, la directora centra la historia en dos ámbitos: la casa donde cada miembro de la familia cree ver sus propios fantasmas y el bosque ilimitado. Un lugar presuntamente acogedor y abierto a la fantasía, donde la protagonista camufla o expande sus identidades. La película deja incógnitas en el aire, acaso demasiadas para el espectador necesitado de guía. Pero aborda, sin tremendismo ni morbosidad, un tema espinoso." (3) El resto de las críticas, muy positivas, se mueve en este tono. 




Alex Vicente hace el relato para el diario 'El País' de las contingencias que obstaculizaron el estreno del film: "Precisamente, es el género lo que la ha llevado a abrazar la polémica. Estrenada en 2013, su película Tomboy, sobre una niña que decide convertirse en niño, acaba de ocasionar un enorme escándalo en los últimos meses. En Francia, un colectivo de derecha tradicionalista y ultrarreligiosa convirtió a Sciamma en su enemiga pública e intentó que el Gobierno francés retirara el filme de un programa escolar destinado a alumnos de primaria. «Es peligroso dejar pensar a niños de nueve años que pueden cambiar de sexo», le escribió una madre de familia. «La educación nunca es peligrosa», responde hoy Sciamma. «La ignorancia sí lo es. A los hechos me remito», añade con sorna. "

"Guerra abierta. Dice que quienes protestaron ni siquiera la habían visto, pero miles de familias no tardaron en firmar una petición contra Tomboy –al cierre de esta edición se cuentan 41.000 firmas–. La poderosa plataforma contra el matrimonio homosexual, que había tomado las calles pocos meses antes, también declaró la guerra a Sciamma. Uno de sus portavoces la acusó de «querer practicar un lavado de cerebro» a los alumnos. «Me entristeció, porque estas cosas te conectan con el paria que vive en ti. Y, a la vez, soy consciente de que ha sido una instrumentalización política, dentro de una batalla que han terminado perdiendo".

(1) Odio mi cuerpo. La mentira (o, de hecho, la verdad) de Laure reconvertida en Mickäel verá amenazada su fragilidad en una sucesión de rituales Otros. Diario 'El País', 1 de mayo de 2013. 
 (2) ABC, Crítica de «Tomboy»: Ritos de paso, 1 de mayo de 2013. 
 (3) 'Tomboy': Buscando la propia identidad. Diario 'La Vanguardia', 3 de mayo de 2013.
(4) Céline Sciamma, la directora que no entiende de géneros. Diario El País, 15 de junio de 2016.


No hay comentarios:

Publicar un comentario