39. Kim Sang-ho. Crítica.

 



Tagline, ficha de identificación, lo que se dice, comentario de los dos primeros episodios.



Crítica:



Además de los temas recurrentes, -la lucha contra el edadismo, la misogamia, la importancia de la familia...-, el film gira en torno a dos temas nucleares y tratados con frecuencia en muchas series surcoreanas: el sentimiento de culpa que arrastra el pueblo de Corea del Sur por la gran cantidad de niños abandonados por sus padres y donados en adopción, un sistema que deja profundas cicatrices en las familias que acogen a estos niños y en los mismos pequeños que tardan mucho tiempo en abandonar su mutismo, que en alguna de estas historias el drama conduce a un final trágico. El otro tema, doloroso, es la muerte de una joven de 39 años de cáncer de pancreas, en una población que, cuando sale de noche, bebe en demasía. Kim Sang-ho no se ensimisma en el dolor ajeno, sino que  anticipa el resultado final, para evitar la tensión de la expectativa final, pero va escalonando determinadas decisiones que, al final, convierten el relato en una historia del dolor por entregas. La serie tiene 16 episodios de aproximadamente 80 minutos, lo cual es un indicador importante para el espectador que decida adentrarse en esta transición dolorosa de la vida a la muerte.

La serie está muy bien realizada e interpretada por Son Je-hin, Kim Hi-hyun y Jeon Mi-do, lo que garantiza que se podrán soportar los episodios por muy tristes que sean. Como dijimos en el post en el que ofrecíamos la ficha de identificación, los críticos se centran en aquellos aspectos en los que la Hallyu Wave se ha alzado como el movimiento cinematográfico imperante a escala global: el tono realista, el humor efectivo y la intensa mirada al romanticismo (Jonathon Wilson, Ready Steady Cut). La página norteamericana Imdb la premia con una nota media elevada, 7,6, basada en la opinión de 1,300 usuarios.

Comentarios