Los gritos del silencio. Roland Joffé. Ficha técnica



UN PAÍS QUE HA ENTERRADO LA MEMORIA DE LOS MUERTOS DE UNA GUERRA CIVIL ,QUE TERMINÓ EN 1975, EN LAS FOSAS COMUNES A LAS QUE LOS LANZÓ POL POT, CREADOR DE  LA GUERRILLA DE LOS JEMERES ROJOS.



Ficha técnica:


Título original: The Killing Fields
País: Reino Unido
Año:1984
Duración: 136 minutos

Dirección: Roland Joffé
Guión: Bruce Robinson
Casting: Susie Figgis, Marion Dougherty, Juliette Taylor, Pat Golde
Dirección de Fotografía: Chris Menges
Música: Mike Oldfield;  'Imagine', compuesta e interpretada por John Lennon; Nessun Dorma, Turandot de Puccini;
Montaje: Jim Clark; 'Band on the Run, interpretada por PaulMcCartney & Wings
Directores artísticos: Roger Murray Leach, Steve Spence

Diseño de Vestuario: Judy Moorcroft
Maquillaje: Yvonne Coppard, Ken Lintott, Freddie Williamson, Sophy Pradith

Productor: David Puttnam
Productor asociado: Iain Smith
Productor ejecutivo: Ian Smith
Diseño de producción: Roy Walker
Compañías productoras: Coldcrest & International Film Investors, Enigma Procution






Intérpretes:


Sam Waterson: Sydney Schanberg
Dr. Haing S Ngor: Dith Pran
John Malkovich: All Rockoff,
Julien Sands: John Swain,
Craig T.Nelson: militar agregado de la embajada,
Spalding Gray: Consul USA
Bill Paterson: Dr.MacEntire,
Athol Fugard: Doctor Sundesval
Graham Kennedy: Dougal,
...


Sinopsis:


Sidney es un periodista del 'The New York Times' enviado a Camboya en 1972 como corresponsal de guerra. Una vez allí, conoce a Dith Pran, un nativo que le sirve de guía e intérpretes. En 1975, al caer el gobierno camboyano, los Estados Unidos se retiran del país, y toda la familia de Pran emigra a Norteamérica, excepto él, que decide quedarse con el periodista para seguir ayudándole. Ambos viven refugiados en la embajada francesa, pero cuando deciden abandonar Camboya, el ejército revolucionario prohíbe salir del país a Pran, que es recluído en un campo de concentración.

El 9 de octubre de 1979, por fin,  Dith Pran regresó a Estados Unidos para reunirse con Sydney Shanberg y su familia. Ahora trabaja como fotógrafo para 'The New York Times' donde Shanberg es columnista, pero, como advierte una voz en off, el tormento de Camboya no ha terminado. Los campos de refugiados en la frontera tailandesa siguen abarrotados de los hijos de los campos de la muerta.

La película ha sido filmada en Tailandia y Canadá.


Premios:


1984: 3 Oscars: Mejor actor secundario (Haing S. Ngor), fotografía, montaje. 7 nom.
1984: Globos de Oro: Mejor actor secundario (Haing S. Ngor). 6 nominaciones
1984: 8 Premios BAFTA, incluyendo Mejor película. 13 nominaciones
1984: Círculo de Críticos de Nueva York: Mejor fotografía. 2 nominaciones
1984: Sindicato de Directores (DGA): Nominada a Mejor director
1984: Sindicato de Guionistas (WGA): Mejor guión adaptado
1985: Premios César: Nominada a Mejor película extranjera
1984: Premios David di Donatello: Mejor productor extranjero


Lo que se dijo:


Nota media: 7,6


Pablo Kurt (Filmaffinity) escribe, en contra de lo que es habitual en la página, su opinión sobre el film que dirige Roland Joffé, proporcionando una serie de datos históricos: la ópera prima del cineasta franco-británico due producida por David Puttnam, que había obtenido un gran éxito con "Carros de fuego" (1981) y "El expreso de medianoche" (1978). Recomienda  ver en sesión continua junto a "El año que vivimos peligrosamente" (The Year of Living Dangerously, 1983), dirigida por Peter Weir un año antes.

Muy interesante la opinión que vierte Richard Schickel en Time, quien advierte que el film recoge el cambio de la naturaleza del héroe; David Ansen (Newsweek) la define como una película extraordinaria, irresistible y convincente; para Peter Travers (Rolling Stone) es una firme candidata a los Oscar; Rex Reed (New York Post) la ve como  un film devastador, conmovedor, fascinante y asombroso.


Crítica:


Roland Joffé construye la diégesis del terror que se extendió desde Vietnam a Camboya entre 1967 y 1975,  como una historia de amor fraternal, colaboración y respeto entre un periodista norteamericano Sydney Schanberg (Sam Waterson ) y otro camboyano, Dith Pran, interpretado por DrHaing S Ngor,  con sus luces y sus sombras, y un amor desmedido por la profesión. En Camboya la guerra, un conflicto exportado desde Vietnam, se inicia con una iniciativa cruenta del mariscal Lon Nol, bajo el mando de Norodom Sihanuk, que realiza una masacre de cientos de miembros del Partido Comunista de Kampuchea; Pol Pot reaccionó creando la guerrilla de los Jemeres Rojos que iniciaron una verdadera y aterradora reacción destructora del enemigo.

Roland Joffé nos ofrece imágenes terribles, obtenidas por los reporteros de prensa, en la que se puede ver niños armados que actúan con extrema crueldad, otros que son víctimas de estos actos o de las minas anti-persona, y un odio atroz extendido por doquier de unos contra otros. Los diferentes partidos y grupos eliminan a los disidentes y el horror que extienden es de tal calibre que cuarenta años después no hay nadie que ose pedir que se entierre a los muertos, en una de cuyas horribles fosas cae el periodista camboyano. Cuando consigue salir del infierno y llega a Norteamérica donde le espera su colega Sydney Schanberg, y comienza a sonar el 'Imagine' de John Lennon, asesinado también por el rencor, un sudor frío recorre tu espalda, como ocurre en 'El cielo protector' de Bernardo Bertolucci, cuando su protagonista ingresa de nuevo en territorio amigo.

Un film sobre los efectos devastadores de las guerras civiles, en cuya prevención el hombre apenas avanza, deteriorando su talante conciliador y el respeto a su especie; curiosamente los ejércitos romanos jamás celebraban los triunfos de guerras fraticidas, no así los obtenidos sobre los pueblos víctimas de su expansión. Pero, al introducir este ritual en los países de los siglos XX y XXI elevamos nuestro índice de crueldad, si bien en el centro del infierno también surge, según Joffé, el amor, la ternura, la compasión y la amistad que justifican canciones como la de John Lennon.


Imágenes en google.

Trailer en Youtube.






Comentarios