Páginas vistas en total

viernes, 20 de octubre de 2017

Canción de Nueva York. Crítica.





Ficha técnica,  sinopsis, lo que se dice, carteles y trailer. (Pinchad aquí).



Crítica:


Director de cine y vídeos musicales, Marc Webb debutó en la gran pantalla con  (500) Days of summer, , lo que le allanó el camino para dirigir una de las míticas adaptaciones del cómic de Marvel  'The Amazing Spider-Man'(2012) y 'The Amazing Spider Man: rise of Electro' (2014) o 'Un don excepcional (2017). Ahora estrena un  film que parece querer despojarse de la etiqueta comercial e introducirse en el universo de las élites neoyorquinas, intentando captar el espíritu de la metrópoli del mundo contemporáneo, emulando al mimo que sedujo a los intelectuales de su tiempo, Woody Allen, e imitando su forma de hacer introduciendo los cambios y las gentrificaciones que se han producido en la Gran Manzana y en el emblemático Brooklin en los últimos tiempos y  que han desplazado hacia los suburbios la marginalidad relacionada con la droga y las bebidas baratas, y ha dejado en su núcleo el porro, la coca y las bebidas alcohólicas que se pueden permitir sus residentes.

Una voz en off nos va narrando la historia, una forma de construir el discurso, combinado con largos diálogos, propia del director de Manhattan, construyendo un metadiscurso literario-cinematográfico jalonado de datos autobiográficos, que desciende desde el hombre hecho a sí mismo, maduro, intelectualmente fresco, al que no puede arrastrar la desgracia de ser un pijo, gafapasta, que intenta parecerse al maestro de la comedia, y que se ve involucrado en un enredo ridículo y un happy-end  'mágico' que resta la poca credibilidad que el film había ido acumulando en su recorrido con gran esfuerzo. Un final inesperado que decepciona y que contrasta por su vulgaridad con la pretenciosidad desplegada hasta el momento, propia de unas personas que no pueden olvidar su exquisita formación ni en la cama. La historia de un pobre niño rico que decide vivir en un barrio marginal, se enamora de una jovencita dependienta de una librería que quiere hacer un máster en Zagreb y que acaba siendo poca cosa para las posibilidades del chico, al que le sobran hasta los progenitores. A pesar de todo ello es una auténtica feel good movie que complace a las señoras que añoran al neoyorquino por excelencia y que acuden a las sesiones de las 6,30 de los viernes por la tarde, huyendo de los blockbuster que invaden la cartelera. La categoría del elenco  del que forman parte Jeff Bridges, Kate Beckinsale, Pierce Brosnan o Cynthia Nixon ponen en evidencia, por otra parte, que el film no es precisamente barato.